El presidente de la Diputación de Huelva, Ignacio Caraballo.
El presidente de la Diputación de Huelva, Ignacio Caraballo. DIPUTACIÓN DE HUELVA. - Archivo

La institución provincial ha detallado en un comunicado que esta cifra sale de las ayudas directas, que conforman las económicas familiares (AEF) y las de emergencia social (AES), dotadas con 339.730 y 150.000 euros, respectivamente, las concedidas a través del economato Resurgir por un valor 350.000 euros y el millón de euros del Plan Extraordinario de Empleo para situaciones de Vulnerabilidad Social Sobrevenida.

De esta forma, un total de 454 personas, 209 por las ayudas AES y 245 por las AEF, se han beneficiado de las ayudas directas, destinadas a alimentación, higiene, material escolar, alquiler de vivienda, electricidad y otras necesidades básicas, que se conceden a personas o grupos familiares en situación de emergencia social.

Por otro lado, alrededor de 22.000 personas con dificultades económicas de los municipios menores de 20.000 habitantes de la provincia han accedido el año pasado al economato social Resurgir, gracias al convenio de colaboración suscrito entre Diputación y la mencionada asociación.

Este convenio, que viene renovándose desde el año 2009, posibilita que alrededor de 500 familias puedan acceder mensualmente al economato para la compra de artículos de primera necesidad en alimentación e higiene, pagando sólo un 25 por ciento del precio de coste, ya que Diputación subvenciona el 75 por ciento restante.

En el Plan Extraordinario de Empleo 2018, del que aún no se disponen de datos de contratación, participaron 72 municipios y las tres entes locales autónomos (ELA) existentes en ese momento, que son La Redondela, Tharsis y La Zarza Perrunal, las dos últimas convertidas ya en municipios. Desde 2014, fecha de inicio de este programa extraordinario para situaciones de vulnerabilidad social, se han contratado 4.308 personas, con una inversión de seis millones de euros, incluyendo el presupuesto del Plan 2019, en el que participan 75 entidades locales.

Durante 2018, los beneficiarios de todas estas prestaciones también pudieron acceder al resto de servicios y programas que desarrollan los Servicios Sociales Comunitarios de Diputación en las nueve zonas básicas de la provincia, tanto los que corresponden a la atención personal y familiar, como a los proyectos grupales comunitarios. Entre estos servicios, la institución provincial ha destacado que están la atención a la dependencia, la ayuda a domicilio, intervenciones con la infancia y la adolescencia y programas de habilidades parentales y apoyo a cuidadores de dependientes, entre otras.

El Presupuesto del Área de Bienestar Social 2018, cifrado en 34,3 millones de euros, ha posibilitado la atención directa de más de 60.000 usuarios de servicios sociales y más de 4.300 de los ocho centros comarcales de drogodependencias existentes en la provincia.

Consulta aquí más noticias de Huelva.