Así lo ha explicado a Europa Press el director del departamento de Salidas Profesionales y Empleabilidad de UNIR, Manuel Peiró, con motivo de la mesa redonda 'Empleabilidad en el tercer sector. Más allá del voluntariado', que se celebrará el próximo miércoles, 19 de diciembre, a partir de las 16,00 horas, de forma online y gratuita.

La convocatoria contará con Eva Hitos, directora de RRHH de ACNUR Comité Español, Javier Moreno, responsable de desarrollo y gestión del talento en la Asociación Española Contra el Cáncer, y con Rosana Rodríguez, responsable de formación y relaciones académicas de Acción contra el Hambre quienes abordarán las especificaciones y los retos de futuro de este sector.

El tercer sector, que aglomera todas las entidades sin ánimo de lucro como asociaciones, fundaciones y ONG's, "se ocupa y preocupa por combatir la desigualdad en el mundo", ha explicado Peiró. Entidades que aparecen bien por el empuje de la ciudadanía o por el interés de ciertas empresas en involucrarse con acciones concretas en la mejora de los ámbitos de trabajo y para las que son fundamentales el trabajo de los voluntarios.

Mucho se habla de la transformación del empleo en sectores ampliamente conocidos como el gran consumo, la comunicación o la tecnología. De cómo hay que prepararse para conseguir un empleo en dichos sectores o cómo triunfar en el mercado laboral "pero poco se sabe de las posibilidades de desarrollo profesional y empleo del llamado tercer sector".

Por ello, esta mesa redonda tendrá como fin poner al corriente de cuáles son los perfiles más demandados y las oportunidades profesionales "más allá del conocido y fundamental voluntariado".

"CADA VEZ HAY MÁS ENTIDADES Y, POR TANTO, MÁS COMPETENCIA"

Se trata de un campo de acción en el que "cada vez hay más entidades y, por lo tanto, más competencia". En estos momentos, "hay que responder a estas circunstancias y estos cambios y asumir la transformación que está viviendo el sector".

Entre esos retos de futuro se encuentra la profesionalización en lo relativo "a la gestión del talento y de los recursos humanos". Éste es un sector "con muchos condicionantes pero es cierto que la gran mayoría de los trabajadores son voluntarios que necesitan una gestión del talento adecuada y profesionalizada".

Además, estas entidades "vienen históricamente dependiendo más de un 90 por ciento de financiación pública" y "dado los tiempos de auge y de aumento de las necesidades en donde cada vez hay que atender a más personas en términos de desigualdad, hacen falta cada vez más recursos económicos" y conseguirlos con "perfiles de profesionales que capten la financiación privada".

Entre esos perfiles que se deben incorporar, Peiró considera "fundamental" que estén familiarizados con la tecnología "porque hará que su empresa sea cada vez más visible y que el ciudadano y las empresas que quieran aportar lo tengan más sencillo".

Los perfiles más demandados son los que están relacionados con el marketing digital y la comunicación digital. "Hay una gran escasez de directivos en la gestión de equipos por objetivos y ésta es una de las líneas de trabajo en las que tienen que poner el foco estas entidades. Hace falta un perfil acostumbrado a trabajar por proyecto u objetivos, de 'televenta' y de captación de fondos tanto a título particular como a empresa privadas para encontrar nuevas vías de captación de fondos".

Todo ello para captar la atención "a través de campañas publicitarias o cara a cara" pero siempre "es imprescindible que se dominen la red social, Internet y los canales de comunicación para visibilizar más las acciones del sector".

Entidades que avanzan a buen ritmo hacia el sector digital porque "o estás en los medios y tienes un plan de comunicación digital o es difícil llegar al público y obtener financiación", ha destacado.

Así, "se están dando pasos" porque "las grandes entidades ya tienen equipos formados en la captación de fondos y esto dará sus frutos". "Se va hacia adelante, estamos en un periodo de transformación pero sigue habiendo mucho camino por recorrer para competir con las empresas privadas, esto es real y ralentiza los procesos".

Mientras que "la competencia aviva el ingenio porque dependen de ser el primero o de ser el que mejor servicio y calidad ofrezca al cliente para poder seguir subsistiendo, el tercer sector se tiene que transformar para conseguirlos" porque "ahora hay menos fondos pero más gente a la que ayudar".

"La ciudadanía está muy concienciada con la labor de estas entidades, hay mucha motivación y quiere ayudar y poner nuestro granito de arena para combatir la desigualdad pero el descenso de los recursos humanos remunerados también ha sufrido un gran impacto y para evitar esta situación hay que agudizar el ingenio. Hay que saber gestionar para sacar el mayor rendimiento posible", ha finalizado Peiró.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.