Nao siglo XVI
El barco de 180 toneladas era utilizado para comerciar con la tierra del Descubrimiento. (MADEINHUELVA ) MADEINHUELVA
La Guardia Civil de Huelva ha acordonado unos metros de la playa de El Portil. Esta vez no se trata de nada macabro sino más bien de proteger un hallazgo que, de confirmarse los datos, podría tratarse de uno de los más importantes que se hayan encontrado en los últimos años, informa Huelva Información.
De estos barcos no existen planos pues se construían en base a trabajos anteriores

El cordón protege unos restos de madera que pueden pertenecer a un galeón de principios del siglo XVI. De estos barcos no existen planos pues se construían en base al conocimiento de trabajos anteriores, así que el trozo de estructura que ha aparecido pudiera ser reveladora para explicar algunas cuestiones sobre las que dudan los expertos.

Los restos que han aparecido hace un par de días en la playa de El Portil han sido revisados por el arqueólogo subacuático Claudio Lozano Guerrero-Librero, que ha realizado estudios sobre los barcos que se han hundido en la Costa onubense, entre otros expertos de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía en contacto con el alcalde de Cartaya.

Construído en el siglo XVI

Claudio Lozano estima que el barco podría ser el San Medel Celedón que se hundió en la zona en el año 1544. Según sus documentos el barco fue construido a principios del siglo XVI. Se trata de una nao de grandes dimensiones pues se inició en la transición entre las naos y los galeones. El barco de 180 toneladas era utilizado para comerciar con la tierra del Descubrimiento.

El maestre del barco era Juanes de Lubelza y salió de Nueva España cargado con rumbo a la Península. Un temporal impidió que pudiera alcanzar la Costa. En el naufragio se ahogaron alrededor de 20 hombres. Este hecho fue aprovechado por las gentes de la costa onubense para hacerse con las mercancías que transportaba el barco.

En el naufragio se ahogaron alrededor de 20 hombres

El acontecimiento dio lugar a algunos documentos en los que por primera vez se hace una referencia escrita a El Portil de Huelva. De confirmarse que se trata de este barco, "sería el único que ha aparecido con este nivel de conservación en España, de ahí su valor artístico y la importancia de su conservación", explicó ayer el arqueólogo.

Los restos de la nao/galeón que han aparecido corresponden al fondo del barco, más o menos la parte de la quilla y las cavernas. Más o menos tienen entre 15 y 18 metros y se trata de madera de roble. Fue el propietario de uno de los chiringuitos de la playa, en la zona de Matagrana, quien se dio cuenta de que el temporal había dejado al descubierto esta estructura.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE HUELVA