Los acusados con los rostros y las cabezas cubiertos al inicio del juicio
Los acusados con los rostros y las cabezas cubiertos al inicio del juicio EUROPA PRESS TELEVISIÓN

La vista, que se celebra por el procedimiento de jurado, estaba programada a las 10.00 horas y ha comenzado cerca de las 13.00 horas tras quedar constituido este órgano y entrar en la sala los once acusados, que han accedido a ella con los rostros y las cabezas tapadas y han permanecido así hasta el inicio de la sesión.

El juicio, que está previsto que se prolongue durante diferentes sesiones, ha empezado con la lectura de la calificación fiscal, en la que se pide para cada uno de los diez varones acusados 15 años de cárcel al considerarlos autores de un delito de homicidio con agravante de abuso de superioridad.

Asimismo, el Ministerio Público pide que como responsables civiles los procesados indemnicen de forma conjunta a las hijas del fallecido con 30.000 euros y a la madre, con 15.000 euros más los intereses legales.

Por su parte, las dos acusaciones particulares que participan en este juicio, una en representación de una de las hijas de la víctima y otra representando a su madre y a la otra niña reclaman para los once acusados y para una mujer, la novia de uno de ellos, 20 años de prisión por un delito de asesinato. Las acusaciones estiman que hubo alevosía y ensañamiento.

Por los hechos que se enjuician desde este lunes en la Sala Tribunal del Jurado de la Ciudad de la Justicia de València se detuvo también a un menor de edad que fue remitido a un centro de menores y que será juzgado por el tribunal correspondiente.

Los acusados, algunos con antecedentes penales y otros no, se encuentran en libertad y mantienen entre sí lazos y relaciones familiares y de amistad. Las horas previas al arranque del juicio y el transcurso de la primera sesión han contado con presencia de agentes de la Guardia Civil, hasta una decena en algunos momentos, para evitar incidentes y asegurar que todo discurriera sin incidentes.

La calificación fiscal señala que la víctima murió como consecuencia de una hemorragia aguda y apunta que la "causa fundamental" fueron dos heridas inciso punzantes producidas por arma blanca al haber afectado una de ella a la aorta. Asimismo, indica que el fallecido presentaba heridas en las manos compatibles con heridas de defensa, así como en la cabeza, los oídos, la nariz, los ojos, los labios y en otras zonas como la cervical.

El Ministerio Fiscal relata que esta agresión se produjo el 16 de febrero de 2016 después de que la víctima contactara con uno de los acusados para solventar una deuda que ambos tenían pendiente y de que este último llamara a un hermano pensando que "se iban a generar problemas" y dado que "no se atrevía a enfrentarse a solas" con el hombre que finalmente falleció.

La persona con la que este primer acusado contactó se encontraba en aquel momento en el cementerio de la pedanía valenciana de Benimàmet asistiendo a un entierro con otras personas allegadas, a las que habló del encuentro que se iba a producir "a sabiendas de que tenían una cuenta pendiente" con la víctima.

Estas personas, algunas pertenecientes a una familia conocida como 'el clan de Benimàmet', decidieron acudir también a esa cita y "vengarse" así de un robo de marihuana que habían sufrido en septiembre de 2015, del que acusaban al fallecido y por el que ya habían tenido algún enfrentamiento.

El encuentro debía producirse en un primer momento en el aparcamiento de un centro comercial próximo a València pero la víctima pidió, como finalmente sucedió, que se llevara a cabo en las cercanías del hospital La Fe, en el que se encontraba porque estaba acompañando a su hija a una consulta de alergia.

"ESCONDIDOS EN LOS ALREDEDORES"

Así, como indica el escrito del fiscal, sobre las 14.30 horas, cuando el fallecido reconoció el coche de la persona con la que había quedado, estacionó su vehículo delante de él, dejó a su hija en el interior y bajó para hablar del asunto que tenía que resolver. En ese momento, según el Ministerio Público, "se acercaron todos los demás acusados, que se encontraban escondidos en los alrededores", con objetos como palos y una porra metálica con la que rompieron lunas del coche de la víctima antes de rodearla y agredirla.

La calificación fiscal relata que los agresores "sacaron un cuchillo con el que asestaron dos puñaladas" al fallecido. Tras ello y una breve persecución para continuar con la agresión, los acusados huyeron del lugar en dos vehículos.

En la primera sesión del juicio se ha leído el escrito del Ministerio Fiscal, el de las acusaciones y los de las defensas de los acusados, que piden para sus clientes la libre absolución dado que estiman que no han cometido delito, que no tiene nada que ver con los hechos y, en algún caso, que sus clientes no conoce a la víctima ni a otros acusados.

POSIBILIDAD DE LLEGAR A UN ACUERDO

Tras la lectura de estos documentos se ha cerrado, sobre las 13.35 horas, la vista, que se reanudará este martes a las 10.00 horas con el interrogatorio a los acusados.

A concluir la sesión, los abogados de las acusaciones y los de las defensas han estado conversando ante la sala sobre la posibilidad de alcanzar un acuerdo entre las partes. Uno de los abogados de la familia de la víctima ha señalado a los medios de comunicación que este martes se verá si finalmente se ha logrado ese acuerdo.

Consulta aquí más noticias de Valencia.