Según una resolución emitida el pasado mes de julio por la Gerencia de Urbanismo y recogida por Europa Press, una visita de inspección cursada por los técnicos de dicho departamento a la calle Progreso se saldó con la detección de unas obras de ampliación no autorizadas, en "el espacio libre" de una parcela comprendido entre la edificación principal, la construcción auxiliar alineada con la fachada y el colindante" con una vivienda contigua.

La construcción que ya acogía esta parcela, según la Gerencia de Urbanismo, está abarcada por el plan especial de protección del conjunto histórico y artístico correspondiente al sector urbano de El Porvenir, contando con una catalogación parcial que protege "la fachada y elementos característicos de la misma, la composición interior a nivel espacial y estructural, tipos de cubiertas, elementos singulares como la escalera, el espacio libre de la parcela y el cerramiento".

Las mencionadas obras de ampliación, materializadas en tres nuevas construcciones en el espacio libre de la parcela, conllevan según la Gerencia de Urbanismo "un aumento de edificabilidad y la ocupación no permitida por el planeamiento de desarrollo de aplicación", toda vez que los citados trabajos afectan al espacio libre de la finca como elemento a proteger.

Por ello, la Gerencia de Urbanismo declara "no legalizables" estas obras, reclamando en este procedimiento "la restitución de la realidad física alterada por la ejecución de obras sin licencia".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.