Según una nota de prensa de la Comisaría gijonesa, las arrestadas son residentes de la provincia de Barcelona. La madre cuenta con numerosos antecedentes por delitos contra la propiedad, tanto por la Policía Nacional, Guardia Civil como por los Mossos de Escuadra.

Los hechos tuvieron lugar la pasada semana cuando fueron detectadas dos mujeres en el establecimiento, cuya actitud sospechosa llamó la atención del vigilante, ya que reiteradamente miraban para las cámaras de vigilancia y parecía que estaban controlando su situación.

Las dos mujeres se dirigieron a una conocida firma comercial y mientras la de mayor edad entretuvo y controló a la dependienta de la sección, la más joven sacó dos pares de zapatos de sus cajas y los introdujo en el bolso que llevaba colgado al hombro. A continuación, dejaron la zona de compras e intentaron abandonar el centro comercial por la salida al parking, donde fueron interceptadas por un vigilante.

Una vez personados los agentes de Policía Nacional, se pudo comprobar que las dos mujeres habían sustraído dos pares de zapatos de una conocida firma comercial, valorados en 520 Euros. Las dos mujeres, detenidas como presuntas autoras de un delito de hurto, fueron trasladadas a la Comisaría, donde se les intervino además varios efectos que llevaban ocultos en sus ropas, presumiblemente para inutilizar los sistemas de alarma, como ganzúas, imanes y una navaja.

Consulta aquí más noticias de Asturias.