Según han informado este viernes en un comunicado, trabajarán conjuntamente en una finca experimental situada en Juneda (Lleida) para testar y validar nuevas tecnologías que ayuden a los viticultores a ser más sostenibles y eficientes.

El acuerdo, de tres años de vigor, también contempla la constitución de una comisión de seguimiento integrada por colaboradores del Irta y Familia Torres, y pretende potenciar las relaciones entre el centro de investigación y la compañía.

Consulta aquí más noticias de Lleida.