Algunos cuadros de la exposición 'El espíritu de una época: Ignacio Pinazo en la Colección del IVAM'
Algunos cuadros de la exposición 'El espíritu de una época: Ignacio Pinazo en la Colección del IVAM' IVAM

Un pintor que supo alejarse de "los caminos trillados del academicismo de la pintura más o menos burguesa con el deseo de romper costumbres e innovar en la creación artística". Así define el director del IVAM, José Miguel García Cortés, el trabajo del pintor valenciano Ignacio Pinazo (Valencia, 1849 – Godella, 1916).

El museo presenta estos días El espíritu de una época: Ignacio Pinazo en la Colección del IVAM, una de las exposiciones más grandes dedicadas hasta la fecha al artista gracias a la reapertura de la antes conocida como Sala de la Muralla, que aprovechando la ocasión se ha rebautizado como sala Pinazo.

La muestra, que reúne más de 200 obras entre dibujos, lienzos y tablas, tiene como objetivo además mostrar la faceta más rebelde de este creador. "Ignacio Pinazo dijo que el arte tenía que ser descubrimiento e investigación, es un artista que supo desarrollar un estilo personal más libre, a través de trazos ágiles e innovadores", explica el comisario Josep Salvador, que añade que "Pinazo fue un maestro en sintetizar: con cuatro elementos era capaz de reflejar una atmósfera real".

La exposición recoge obras de casi toda su trayectoria, desde pinturas de los años setenta del siglo XIX como Dos religiosos, que pintó con menos de 30 años, hasta autorretratos pintados en 1910, ya con 60 años. La primera parte, muestra piezas caracterizadas por el "aspecto inacabado y el trazo caligráfico alcanzado tras un proceso de reducción y síntesis" y la segunda, que lleva por título Innovación y Autonomía descubre "temas que le emocionan, buscando la máxima autenticidad de la expresión".

El espíritu de una época muestra al Pinazo más comprometido para el que era importante reflejar a través de sus cuadros los cambios sociales de su época y también su interés por costumbres como las mascletàs, la fiesta de Corpus, el carnaval así como por el realismo y la pintura de paisaje.

Como complemento se incluyen trabajos de otros autores de la colección que ayudarán a entender mejor el estilo único de Pinazo como Esteban Vicente, Joaquín Sorolla, Ernest J. Bellocq, Lewis Hine, Mompó y Pascual Pérez Rodríguez.