Europa Press

Ante los medios de comunicación, Crehuet ha respondido así al ser preguntado por el porcentaje de excluidos en las bolsas de trabajo del Servicio de Salud (IbSalut) por el requisito de catalán.

A pesar de esto, ha dicho que su postura es que "con tiempo, coordinación y tutorías, el personal de las administraciones públicas debe conocer la lengua cooficial del Estado y la oficial de la Comunidad".

Cabe recordar que este miércoles, el CSIF lamentó que se excluya, por no disponer de título de catalán, a seis de cada diez técnicos sanitarios que se han presentado a una bolsa de trabajo de IbSalut.

Según expusieron, recién titulados con cero puntos "podrían ocupar el puesto de profesionales con más de 20 años de experiencia en el IbSalut por la exigencia del Decreto de Capacitación Lingüística".

Desde el CSIF argumentaron que la exigencia del título de catalán provocará que el 64,4 por ciento de los inscritos quede fuera de la primera opción de elección de contratación.