El último trimestre del año 2017 sirvió para estabilizar la economía leridana, según los datos del informe 'Clima Empresarial' presentado este lunes por la Cámara de Comercio, que señala que en el segundo trimestre cayeron las expectativas a los niveles de finales de 2016 y que las previsiones del empresariado seguían teniendo un tinte negativo a finales de año.

En cuanto a la marcha actual del negocio, el 57% de las empresas leridanas se posicionaron en el índice de estabilidad y el 15,4% en posiciones bajistas mientras que el 27,6% consideran que este último trimestre de 2017 la marcha de su negocio ha sido positiva.

Consulta aquí más noticias de Lleida.