María José Galera
La exconcursante de Gran Hermano María José Galera durante acude al programa Sábado Deluxe. TELECINCO

María José Galera entró en la vida de los espectadores gracias a su paso por la primera edición de Gran Hermano (Telecinco). Protagonizó con Jorge Berrocal, una de las historias de amor más recordadas de la historia del reality, pero también tuvo que enfrentarse a duras acusaciones como que había ejercido la prostitución.

Lo último que supimos de la sevillana era que se había marchado a México. En su cuenta de Twitter, subía una foto muy sonriente y decía que "su vida ahora era más espiritual". La publicación era de 2013 y desde entonces, nada de nada.

Sin embargo, la granhermana regresó a televisión para contar en el plató de Sábado Deluxe que lleva cinco años viviendo un infierno en México. Galera se marchó allí para montar un club de pádel con su marido, pero las cosas no fueron bien con sus socios y tuvo que dejar el negocio.

A la vuelta de un viaje que hizo a España para ver a sus padres, se encontró con que habían desmantelado su casa de México. Galera cree que sus socios podrían tener algo que ver en el asunto.

Su hija fallecida le manda señales

Se vio obligada a empezar de cero, viviendo en un cuarto con su pareja y sin nada que comer. "Había días que solo podíamos comer un taco", cuenta. De hecho, ha perdido 10 kilos por la tensión, que ha provocado momentos tensos con su marido y su hija.

La vida en México ha sido muy dura para la exconcursante, quien ha vivido en primera persona la violencia que hay en país. "He presenciado tiroteos cerca de mí y he visto a gente muerta en las calles", relataba durante la entrevista.

En todo ese tiempo, María José se ha agarrado al recuerdo de su otra hija, aquejada de una parálisis cerebral, y que ya ha fallecido. Asegura que ella la ha protegido en México y le manda muchas señales.