Según informa la entidad colegial en una nota, desde el Lunes Santo, la actividad en el centro ha sido del cien por cien sin que se hayan registrado lesiones de consideración. La mayor parte de las atenciones se han centrado en el restablecimiento muscular y en la recuperación de las dolencias comunes que se provocan bajo los pasos, como contracturas, esguinces y sobrecargas.

Así, un equipo de nueve profesionales, bajo la supervisión de dos coordinadores, se reparten en turnos durante estos días para atender a los cargadores en el Centro Integral de la Mujer, ubicado en la Plaza del Palillero. Allí pueden informarse sobre la mejor forma de desarrollar su labor, así como recibir tratamiento tras el esfuerzo realizado.

Junto al mantenimiento de la tecnología aplicada en ediciones anteriores, como la terapia combinada, interferenciales o Sonopuls 459, el equipo médico del centro aplica este año la telemedicina para monotonizar al cargador así como técnicas de fisioterapia como neurdinámica, vendajes funcionales, crioterapia, miofascial o terapia manual. Además, se incluyen técnicas de electroterapia que se suelen aplicar a deportistas de élite como es el caso de la diatermina.

De igual modo, el Centro de Atención al Cargador se configura también como un centro de formación para prevenir las lesiones. Este año como novedad se están proyectando vídeos con ideas y consejos prácticos. Entre otras cuestiones, se les enseña la biomecánica o cómo deben ponerse las fajas ortopédicas y tradicionales.

Entre las lesiones más comunes que se suelen producir entre los cargadores se encuentran las algias vertebrales, localizadas principalmente en la zona lumbar, la dorsal y cervical; disfunciones musculares, definidas en calambres, contracturas y sobrecargas; y dolores articulares en el tobillo, hombro, codo y rodilla; además, se producen otras disfunciones en menor número como son parestesias y alteraciones cutáneas.

El servicio mantiene abiertas sus puertas hasta el Sábado Santo. El horario de apertura es de 9,30 a 14,00 horas. Para evitar esperas, el Centro dispone de un servicio telefónico desde el que los cargadores pueden solicitar cita previa para recibir asistencia.

Cabe recordar que en la Semana Santa del pasado año, 231 cargadores precisaron atención fisioterapéutica, en su mayor parte por dolor vertebral, localizado principalmente en la zona lumbar, dorsal y cervical.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.