(Archivo)Guardia Civil Reclamó Documentación En La Comisaría De Mossos De Lleida
(Archivo)Guardia Civil Reclamó Documentación En La Comisaría De Mossos De Lleida EUROPA PRESS

El magistrado del juzgado de instrucción número 4 de Lleida ha dictado una resolución en la que afirma que tiene indicios de la existencia de un plan organizado desde la dirección de los Mossos d'Esquadra "encaminado a favorecer la celebración del referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017" y en la que acuerda inhibir las diligencias, en favor del juzgado central de instrucción 3 de la Audiencia Nacional del que es titular Carmen Lamela.

"De las actuaciones practicadas hasta la fecha, resultan indicios bastantes, a los meros efectos de instrucción, de la existencia de un plan organizado desde la dirección del Cuerpo de Mossos d'Esquadra encaminado a favorecer la celebración del referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017 y dificultar que el resto de Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado pudieran cumplir con las órdenes establecidas en el Auto del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJ) de 27 de septiembre de 2017", señala la resolución, según un comunicado del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya.

Añade que "la policía autonómica venia obligada a implementar las medidas necesarias para dar cumplimiento a las órdenes recibidas; cerrado y precintado de los colegios electorales en la noche del 30 de septiembre al 1 de octubre, garantizando así que no se llevaran a cabo las votaciones del día 1 de octubre".

"No siendo así, los colegios electorales abrieron sus puertas en la mañana del día 1, día en el que de nuevo la policía autonómica debería intervenir en los centros de votación para evitar que éstas se llevasen a efecto, decomisar el material relacionado con el Referéndum que allí se hallase y proceder con levantamiento del acta correspondiente", considera.

"La realidad de la actuación de los Mossos d'Esquadra en la Región Policial de Ponent, con sede en Lleida, fue muy distinta, caracterizándose, no sólo por una deliberada actitud pasiva, planificando un servicio que aparentase el cumplimiento de las órdenes judiciales pero claramente insuficiente para el cumplimiento efectivo de las mismas, sino también por una actitud proactiva favorecedora de la realización de la consulta", señala la resolución.

"En definitiva, se pretendió simular el cumplimiento del Auto de TSJ cuando en realidad se pretendía hacer y se hizo lo contrario", agrega el auto.

El magistrado recoge: "El comportamiento de los MMEE (Mossos d'Esquadra) en Lleida que resulta de lo anterior, no fue una actuación espontánea ni aislada, limitada a esta Región Policial, ni ideada o adoptada por iniciativa propia e individual de algunos de los miembros del Cuerpo, ni siquiera de los Jefes de la Región".

Según el juez, este comportamiento "sigue un patrón común con en el resto de las regiones, tratándose de una actuación generalizada en toda Catalunya, organizada y presuntamente ordenada o planificada desde la Prefectura del Cuerpo y ejecutada por los mandos de las diferentes regiones policiales".

"EJECUTORES DEL PLAN"

El magistrado considera que dado que el Juzgado Central de Instrucción número 3, está investigando los mismos hechos "parece evidente que lo sucedido en Lleida el 1 de octubre y en los días previos, no es sino la proyección a este territorio de un plan de actuación general diseñado desde la cúpula del Cuerpo de Mossos d'Esquadra para evitar todo actuación en contra del referéndum, enmascarada bajo los principios de actuación policial de proporcionalidad, congruencia y oportunidad".

Considera que la actuación de los principales responsables del cuerpo en Lleida "no sería sino la de ejecutores del plan, siendo partícipes de los mismos ilícitos que se investigan en el Juzgado Central de Instrucción".

Consulta aquí más noticias de Lleida.