Según informa la Diputación en un comunicado, esta entrevista se produce a instancias de los integrantes de Asemesa, que, "dado el daño que están provocando los aranceles preventivos que Estados Unidos ha impuesto a la exportación de la aceituna negra de mesa española y a la incertidumbre sobre el desenlace de la situación", han querido sentarse con el presidente provincial para estudiar las repercusiones de dichos aranceles y mostrar su preocupación una vez más.

En este sentido, Asemesa es una organización centrada en el problema medioambiental

y en la promoción nacional e internacional de la aceituna de mesa española y sus actividades principales están orientadas a resolver los problemas y retos fundamentales de la industria de la aceituna de mesa.

Tras agradecer el interés y la colaboración de todas las administraciones, el presidente de Asemesa, Carlos Camacho, ha afirmado que "el daño para las empresas españolas está siendo enorme con respecto a las ventas que se estiman para Estados Unidos"

Además, le preocupa especialmente que, ahora que hay un problema similar con el acero y el aluminio, "dos industrias más fuertes que ésta, la situación de la aceituna negra de mesa española quede a la sombra, cuando lo que se está poniendo en entredicho son todas las subvenciones amparadas por una PAC, que está adaptada y actualizada".

Villalobos ya había mostrado públicamente en diversas ocasiones su preocupación por la situación que atraviesa este producto tras los aranceles impuestos por la Administración estadounidense a su importación. Esta circunstancia afecta directamente a la provincia de Sevilla, primera productora, transformadora y exportadora de aceituna de mesa de toda España, y el desenlace no se conocerá hasta el próximo mes de abril.

"Nosotros estamos muy atentos a las negociaciones, porque el conflicto le toca muy de cerca a la provincia y, en concreto, hay tres empresas sevillanas afectadas de lleno. Bruselas ha dejado claro que continúan trabajando para resolver este asunto, pero si la resolución se inclina a favor de los postulados de Estados Unidos, se estarían cuestionando las bases de la política agraria común de la Unión Europea, porque este conflicto, como se está viendo, va a afectar también a otros productos y otras industrias", ha dicho.

Añade que, al final, Estados Unidos acusa de que se está subvencionando al sector "para que haga competencia desleal y esto no es cierto". "Europa ha presentado ya pruebas a Estados Unidos de que la PAC no distorsiona el comercio, que esas ayudas PAC forman parte de la 'caja verde' de la Organización Mundial de Comercio y deben estar exentas de procedimientos antisubvenciones por parte de todos los páises miembros de la OMC, incluido Estados Unidos", recalca.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.