Oria con la brigada de refuerzo de incendios forestales en el helipuerto de Jaed
Oria con la brigada de refuerzo de incendios forestales en el helipuerto de Jaed GOBIERNO

La Consejería de Medio Rural tiene interés en ampliar temporalmente, en la medida de lo posible, la presencia en Cantabria de la Brigada de Refuerzo de Incendios Forestales (BRIF) y el Equipo de Prevención Integral de Incendios Forestales (EPRIF), pues ambas son "piezas importantes" en el despliegue del Plan de Prevención y Lucha contra los Incendios Forestales en Cantabria.

Así se lo ha trasladado este miércoles el consejero de Medio Rural, Pesca y Alimentación, Jesús Oria, a la directora general de Desarrollo Rural y Política Forestal del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA), Esperanza de Orellana, con quien ha visitado el helipuerto de Jaedo, en Ruente, base de la BRIF.

En la visita, que responde a la invitación cursada por el consejero, han participado también el subdirector general de Política Forestal del MAPAMA, José Manuel Jaquotot; el director general del Medio Natural de la Consejería, Antonio Lucio; responsables de TRAGSA en Cantabria; y los alcaldes de Ruente y Cabuérniga, Jaime Díaz y Gabriel Gómez, así como con los Técnicos Auxiliares del Medio Natural y los operarios de las cuadrillas forestales, entre otros.

Se ha destacado la importancia del trabajo conjunto entre el personal de ambas administraciones en la lucha contra incendios, y Oria ha trasladado a la directora general el interés de la Consejería en reforzar aún más la colaboración ya existente, según ha informado el Gobierno regional en nota de prensa.

Una brigada opera en el helipuerto de Jaedo opera desde el pasado 22 de febrero. Su estancia se extenderá durante dos meses y medio, concentrándose en el periodo de mayor incidencia de incendios en la Comunidad. En caso de ser necesario, el mecanismo de coordinación permite reforzar el dispositivo cántabro con otros medios proporcionados por el Ministerio, tales como otras BRIF y los hidroaviones del 43 Grupo, así como la Unidad Militar de Emergencias.

Además, el Ministerio ha puesto a disposición de la comunidad autónoma un equipo de prevención (EPRIF) que interviene entre los meses de noviembre y mayo. Y con una aportación económica del MAPAMA, se está restaurando la zona de Bárcena Mayor, gravemente afectada por los incendios de diciembre de 2015.

El EPRIF, también dependiente del Ministerio, viene desarrollando su trabajo durante los últimos años en la zona del Pas, en concreto en los municipios de Puente Viesgo, Santiurde de Toranzo, Corvera de Toranzo, Luena, San Pedro del Romeral y Vega de Pas. Esta zona de actuación, de más de 35.000 hectáreas, está considerada como de alto riesgo de incendios en el Plan de Prevención y Lucha contra los Incendios Forestales de Cantabria.

Son labores habituales del EPRIF la planificación y ejecución de quemas prescritas, la mejora de pastos y las labores de sensibilización y concienciación respecto al buen uso del fuego, todo ello en coordinación y bajo las directrices del personal de la Dirección General del Medio Natural de la Consejería.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.