"Vencer no es convencer", ha rememorado el rector de la USAL parafraseando al escritor Miguel de Unamuno para advertir de que la fuerza o el poder no son las fuentes auténticas de la legitimidad y menos de la civilidad ya que "la verdadera clave del progreso" está en el intercambio libre de opiniones y de puntos de vista diversos.

Este es uno de los mensajes que ha trasladado el rector de la USAL, que ocupa este cargo desde el pasado mes de diciembre, en el acto de entrega de la Medalla de Oro de las Cortes, la máxima distinción del Parlamento de Castilla y León, a la Institución universitaria en el VIII centenario de su nacimiento tras su fundación en 1218 a cargo del rey leonés Alfonso IX, al que se ha referido como un monarca "loable y lúcido" y del que ha destacado su "extraordinaria y avanzada visión".

Tras recordar en este acto en las Cortes de Castilla y León que Alfonso IX convocó la primera manifestación del parlamentarismo y que se preocupó por fomentar la producción agrícola y ganadera, Rivero ha apelado a la metáfora nutritiva-religiosa del pan y del vino para evocar otras necesidades espirituales de los pueblos, en referencia al afán de conocimiento y reflexión propios de la universidad, como es el caso de la USAL, y a la participación de la asambleas.

En un pormenorizado repaso por la historia de la USAL con presencia en cada uno de los grandes momentos del devenir democrático de Castilla y León, Rivero ha significado la presencia en Salamanca de las cumbres del pensamiento de las distintas provincias de la Comunidad, con mención expresa al abulense Adolfo Suárez o a Miguel de Unamuno, que fue rector de esta Institución.

Rivero ha asociado en todo momento a la USAL con los principios de "libertad" y "participación" con presencia de personas de izquierdas y de derechas y de todos los perfiles y trayectoria.

También ha aprovechado la ocasión para significar la aportación del Estado de las Autonomías en un momento en el que algunas opciones dudan de este sistema por sus años de paz, de avances económicos y sociales y de derechos impensables cuando se gestó el actual modelo que rige España. "La USAL siempre con Castilla y León", ha sentenciado Rivero en este acto institucional en el que se conmemora el 35 aniversario de autonomía de Castilla y León que, en su opinión, se podría llamar el Estatuto de Autonomía ya que el texto se aprobó en el colegio del arzobispo Fonseca.

El nuevo rector de la USAL ha reivindicado también el papel investigador de los científicos en todas las áreas de esta institución y ha cifrado en un 1 por ciento del PIB de Castilla y León el impacto económico que representa esta universidad -1.000 millones de euros- para recordar a los parlamentarios que cada euro de inversión en esta universidad se multiplica por seis para el desarrollo de la Comunidad por lo que ha reclamado más inversión en el sistema universitario como garantía de un mejor futuro.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.