Según informa la Comisaría Provincial en una nota de prensa, el primer hecho se remonta al pasado mes de diciembre cuando la mujer, ahora detenida, denunció en Comisaría haber sido asaltada por un individuo encapuchado y armado con un cuchillo cuando intentaba extraer 1.200 euros de un cajero ubicado en la localidad de Gibraleón.

Días más tarde, uno de los hombres detenidos, denunciaba ser víctima de un hecho similar al extraer 1.200 euros en un cajero automático, esta vez en Huelva capital.

La coincidencia en la narración sobre la forma en la que sucedieron los hechos y que existiera un nexo sentimental entre ambos denunciantes, y otros indicios, hizo sospechar a los agentes encargados del caso, que se encontraban ante un delito fingido, por lo que se iniciaron los análisis de los datos aportados por los denunciantes, así como diversas comprobaciones e investigaciones sobre los movimientos de ambos, antes y después de que ocurrieran los supuestos robos.

De este modo, para determinar con precisión los hechos, y en una última fase de la investigación, analizaron y comprobaron las imágenes de las cámaras de los cajeros automáticos, donde aparecía un individuo embozado y armado con un cuchillo y que era el autor de los dos robos.

Así, concluyendo el proceso, la Unidad de Delitos Patrimoniales de la Policía Nacional de Huelva averiguó que era amigo de la pareja, quien ocultaba su rostro con un pasamontañas y simulaba, con un cuchillo, amenazar a la supuesta víctima mientras ésta extraía el dinero. Como el hecho se producía en el interior del cajero, querían obtener una indemnización de la entidad bancaria por igual valor a la cantidad "robada".

Tras analizar, constatar y comprobar todos los datos de la investigación, se procedió a la detención de las tres personas, a las que se instruyó las oportunas diligencias policiales, pasando a disposición del Juzgado.

Una vez más, desde la Policía Nacional se recuerda que la simulación de delitos es un hecho punible que puede dar lugar a la detención del autor y a su posterior procesamiento.

Los agentes, ante estas denuncias proceden a realizar los análisis de los datos aportados por los denunciantes, siendo todos comprobados y examinados, así como la existencia de denuncias anteriores por hechos similares, y que, además, se realiza una diligencia de valoración de gastos policiales en la que se detalla el número de horas empleadas por los policías actuantes y los medios materiales empleados en la investigación.

Consulta aquí más noticias de Huelva.