Donald Trump
Donald Trump, en la Casa Blanca. EFE

El proyecto migratorio del presidente estadounidense, Donald Trump, que resolvía la polémica de los 'dreamers', establecía un incremento de la seguridad fronteriza y presentaba nuevos límites a la inmigración, ha fracasado este jueves en el Senado.

La votación se ha saldado con 39 votos a favor y 60 en contra, lo que ha provocado que el presidente, por su parte, haya amenazado con vetar cualquier otra medida al respecto, según ha informado The New York Times.

El rechazo del plan del presidente ha llegado tanto por parte de demócratas como republicanos. Los senadores del Partido Demócrata se han mostrado contrarios a las restricciones migratorias, mientras que los republicanos han manifestado sus reticencias sobre la idea de allanar el camino a la obtención de la nacionalidad a 1,8 millones de 'dreamers', jóvenes inmigrantes que llegaron al país de forma ilegal cuando eran menores.

Lo sucedido este jueves en la Cámara supone un nuevo golpe para la Administración Trump y constituye un paso atrás en el marco de las conversaciones sobre el acuerdo migratorio.

La medida propuesta por Trump y respaldada por la Casa Blanca ha sido sometida a votación junto a la propuesta bipartidista, que ha fracasado con 54 votos a favor y 45 en contra, por lo que no ha alcanzado el mínimo de 60 votos necesarios en la Cámara Alta, donde los republicanos sostienen la mayoría.

Una tercera medida bipartidista, impulsada por los senadores John McCain (republicano) y Chris Coons (demócrata) se ha hecho con tan sólo 52 votos. Dicha propuesta ha sido duramente criticada por Trump, que la considera "una total catástrofe". El fiscal general del Estado, Jeff Sessions, ha aseverado que la medida "invitará a realizar una loca carrera de ilegalidad a través de la frontera".