Daños por la nieve
Daños por la nieve CARM

Estos informes, junto al referido a ganadería, se han remitido desde la Consejería al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, incluyendo una propuesta de minoración en los índices de rendimiento neto que se utilizan para la declaración del IRPF de 2017 en los cultivos y municipios afectados. Ello redundará en una reducción de los impuestos a pagar por agricultores y ganaderos, motivada por la disminución de sus ingresos durante el ejercicio.

Aunque han existido otros episodios con menor incidencia, los más importantes ocurrieron el 24 de enero, con nevadas y bajas temperaturas que afectaron a los cultivos y estructuras de las comarcas del Alto y Bajo Guadalentín, Noroeste y Río Mula.

Los cultivos perjudicados fueron principalmente albaricoque, alcachofa, clavel y otras flores, habas verdes, lechuga, mandarino y uva de mesa. El total de daños asciende a 9.888.000 euros, incluido el gasto de reposición de plantas y la reparación de las estructuras de protección dañadas.

El 4 de junio tuvo lugar en los municipios de Caravaca de la Cruz, Cehegín y en las pedanías de Coy, Avilés, Fontanares y Humbrías del municipio de Lorca un fenómeno tormentoso con granizo que afectó principalmente a cultivos como almendro, frutales de hueso y de pepita, así como hortícolas, leguminosas, viñedo y cereales de invierno. Los daños en estos cultivos ascienden a 3.944.000 euros.

Por otro lado, el 9 de agosto el granizo afectó también a cultivos como viñedo, olivar y almendro en los municipios de Jumilla y Yecla, provocando daños por valor de 469.900 euros.

Asimismo, entre los días 4 y 11 de diciembre se produjeron intensas heladas que afectaron a los municipios de Lorca, Puerto Lumbreras, Aledo, Alhama de Murcia, Librilla, Totana, Los Alcázares, San Pedro del Pinatar, Torre Pacheco, Fuente Álamo, Mazarrón, Alcantarilla, Beniel, Murcia y Santomera. Los cultivos más perjudicados fueron los de alcachofa, calabacín, habas verdes, lechuga, limón, naranjo, uva de mesa, patata y tomate. Los daños suman 4.537.000 euros.

A todo ello se une la prolongada sequía que afecta a todos los cultivos de secano, y empieza a tener consecuencias en

los de regadío. También se ha solicitado al Ministerio que tenga en cuenta esta situación a la hora de establecer los índices de rendimiento neto que servirán de base a la declaración del IRPF de 2017, proponiendo su reducción al mínimo posible en algún cultivo.

Consulta aquí más noticias de Murcia.