Valladolid.- Daniel Miguel San José y Alicia García
Valladolid.- Daniel Miguel San José y Alicia García EUROPA PRESS

Así lo han señalado, en declaraciones recogidas por Europa Press, minutos antes de participar en la primera edición del evento #Rompedoras, organizado por la UVA, a través de su Parque Científico y en colaboración con la Fundación Universidades y Enseñanzas Superiores de Castilla y León.

La jornada se enmarca en las celebraciones del Día Internacional de la Mujer y la Niña en Ciencia, que celebrará el 11 de febrero, y busca romper con los "estereotipos de género" en el trabajo a través de la experiencia profesional de medio centenar de científicas, empresarias, tecnólogas, gestoras, ingenieras y otras trabajadoras excelentes en ámbitos que tradicionalmente han estado reservados a los hombres, "sobre todo en sus niveles más elevados, acercando estos modelos inspiradores a las niñas y jóvenes vallisoletanas", ha explicado el rector.

Alicia García, que ha participado en la jornada, se ha referido a que se trata de una iniciativa "necesaria" porque la presencia de mujeres en carreras y trabajos científicos o técnicos "sigue siendo muy reducida". Un argumento que ha explicado con cifras, al apuntar que sólo un 26 por ciento de mujeres estudian carreras científicas y tecnológicas en España, a pesar de que el 59 por ciento de todos los títulos universitarios son obtenidos por mujeres; que en España hay ocho ingenieros por cada dos ingenieras y que sólo el cuatro por ciento de los directivos ejecutivos de compañías tecnológicas son mujeres.

"El talento no tiene género", ha continuado para insistir en que iniciativas como estas pretenden "potenciar" que las chicas "rompan esas barreras que la sociedad ponen" a la hora de seleccionar y elegir los estudios que se quieren hacer.

En esta misma línea, un estudio de 2016 realizado por la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades sobre expectativas profesionales de estudiantes de educación primaria y secundaria en Valladolid señala que las niñas siguen eligiendo trabajos en los que la sensación de "seguridad es lo principal", como sanidad, educación o funcionariado, mientras que los niños se "decantan" por la tecnología, informática e investigación.

La propia Comisión Europea prevé para 2020 la existencia de 900.000 empleos en la UE sin cubrir en el campo de la tecnología y, en España, se prevé que estas carreras supondrán en menos de diez años el 50 por ciento de las profesiones.

"Hay que incentivar a las niñas más jóvenes con iniciativas de este tipo para que opten, con el mismo talento de los niños, a carreras de estas características que, sin duda, tienen mayor potencial y que la industria 4.0, muy masculinizada, también esta demandando", ha continuado.

García ha insistido en que las mujeres deben "estar preparadas para los retos de futuro" y ha resaltado que la Junta está apostando por favorecer una educación "en igualdad que rompa con los estereotipos de género y reduzca la brecha para la mujer en carreras y trabajos científicos y técnicos".

En este sentido, desde la Junta se están impulsando y desarrollando actuaciones de sensibilización y formación en igualdad en los ámbitos universitario, escolar y extraescolar, de colaboración público-privada para el fomento del talento o en lo relativo a la colaboración con los agentes económicos y sociales y que han llegado ya a unas 19.000 personas.

Argumentos que ha compartido el rector de la Universidad de Valladolid que ve en esta jornada una herramienta para "romper esas barreras" a través de la "experiencia" y el "mensaje" de medio centenar de mujeres de diferentes ámbitos. "Tienen que ver que esas barreras se puede romper, que nadie se las puede imponer", ha insistido De Miguel que confía en que las carreras tecnológicas y científicas tiendan hacia la "equidad" en el número de matrículas.

En este punto, De Miguel ha insistido en que muchas veces es la sociedad la que "absorbe" el crecimiento de la mujer en el mundo laboral, otra de las barreras que se deben romper, si bien ha aclarado que en la Universidad no hay discriminación salarial por sexo, "todos cobran lo mismo".

INICIATIVAS DE LA JUNTA

Desde la Junta han explicado, a través de un comunicado, las medidas que se implementan en este área. Así, señalan que se han impartido programas de promoción de la igualdad y prevención de la violencia de género en 92 centros escolares, en los que han participado 5.622 alumnos y alumnas.

También recuerdan que en 2017 se lanzó entre los centros escolares de la Comunidad la segunda edición de la campaña-concurso 'Entre Iguales', en la que participaron entre las dos ediciones 8.880 niños y niñas. Acaba de convocarse la campaña-concurso para este 2018.

En el ámbito deportivo se desarrollaron programas de sensibilización en materia de igualdad con entidades deportivas mediante los cuales se formó a 200 entrenadores y monitores deportivos, y se llegó a 5.000 personas entre deportistas y sus familias.

Se difundió a través de las redes sociales la campaña contra la violencia de género de la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades con el hashtag #yodigocero, un alcance directo de casi 4,4 millones de impactos, además de colaborar con el Consejo de la Juventud en las V Jornadas en materia de igualdad de género y prevención de la violencia de género a las que acudieron 51 jóvenes de asociaciones juveniles de Castilla y León.

Además, la Junta impartió, en colaboración con las universidades, diez talleres en materia de igualdad y prevención de la violencia de género en los campus universitarios de las nueve provincias, con un total de 707 participantes. Como novedad en 2017, se realizaron 14 jornadas sobre prevención de agresiones sexuales en los campus universitarios de las nueve provincias, en las que participaron 861.

Por último, en 2017 se inició la colaboración de la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades con la Fundación ASTI en el desarrollo del proyecto 'STEM Talent Girl'. Este proyecto pretende crear una estrategia innovadora que busca fomentar el talento, apostar por las vocaciones de las niñas y las jóvenes de la Comunidad en las áreas de la ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas, y satisfacer la demanda de perfiles digitales, científicos y tecnológicos claves para la industria 4.0 o industria inteligente y la transformación digital de la economía. En 2017 se puso en marcha en Burgos y Valladolid, y se extenderá a lo largo de cuatro años al resto de provincias de la Comunidad.

Además, están previstas formaciones en perspectiva de género en los centros educativos dirigidas a la etapa educativa de Secundaria, cuyos destinatarios sean principalmente los equipos de orientación educativa, con el objetivo de que informen adecuadamente al alumnado sobre las distintas titulaciones sin que haya sesgo de género.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.