Mossos d'Esquadra
Mossos d'Esquadra MOSSOS D'ESQUADRA

Los Mossos detuvieron el pasado 25 de enero a tres hombres por vender medicamentos ilegales que ofrecían como un producto supuestamente "natural" contra la disfunción eréctil; se incautaron de 24.000 cápsulas, ha informado el Cuerpo. Dos días después quedaron el libertad con cargos.

Los detenidos por un delito contra la salud pública son tres hombres, de nacionalidad española, de 34, 69 y 73 años y vecinos de Barcelona. Distribuían este producto a través de internet, de empresas mayoristas y de establecimientos de venta directa al público.

Los tres detenidos, que también fueron denunciados por fraude al consumidor, pasaron a disposición judicial el 27 de enero y el juez decretó su libertad con cargos. En la operación policial, los Mossos d'Esquadra se incautaron de 24.000 cápsulas del supuesto medicamento que estaban listas para su distribución.

Los hechos se remontan el 19 de enero, cuando los Mossos recibieron un aviso de la conselleria de Salud de la Generalitat, según el que una empresa de Barcelona comercializaba un complemento alimentario, denominado NATHERB, que está considerado como un medicamento ilegal por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS).

Este producto, que se comercializaba en forma de cápsulas, contenía, según la AEMPS, principios activos con diferentes contraindicaciones e interacciones que le daban la consideración de medicamento. La fabricación irregular de este tipo de productos es un delito contra la salud pública, así como su distribución, si se tiene conocimiento de que el producto o su composición no son legales.

Los Mossos y el departamento de Salud iniciaron una investigación para comprobar el papel de la empresa distribuidora que, desde su web, se presentaba como distribuidora oficial en Europa de un producto fabricado en Estados Unidos.

El pasado 22 de enero, el Servicio de Control Farmacéutico y Productos Sanitarios del Departamento de Salud inspeccionó las instalaciones de la empresa en Barcelona y encontró indicios de que, no sólo se dedicaban a la distribución, sino también a la fabricación del citado producto.

Además, la investigación permitió comprobar que, en 2012 y 2014, la empresa tuvo que retirar dos productos similares por orden de la AEMPS y que, en los últimos diez años, habían introducido en el mercado entre dos y tres millones de cápsulas del mismo complemento alimentario y con la misma composición pero con nombres diferentes: Natherb, Haqter-Q y Actra-SX.

Según la investigación, cuando la autoridad sanitaria ordenaba a la empresa que retirara un producto del mercado, le cambiaban el nombre y volvían a distribuirlo. Tras la investigación, el pasado 25 de enero, agentes de los Mossos establecieron un dispositivo que permitió detener al administrador, a uno de los apoderados -hijo del administrador- y a uno de los empleados.

El mismo día, la policía entró y registró dos locales que la empresa tenía en el distrito de Horta Guinardó de Barcelona, donde intervinieron 24.000 cápsulas, preparadas para su distribución, así como maquinaria para fabricarlas y empaquetarlas.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.