La decisión permitirá facilitar la conexión entre esta población, Los Molares y el núcleo de Vistalegre, evitando así los problemas que actualmente ocasiona la utilización de unos viales cuyas características físicas no garantizan la seguridad del tráfico rodado.

Los tramos cedidos tienen unas longitudes de 1,07 kilómetros en la Cañada Real del Pajarero y de 1,44 kilómetros en la Real de Morón. El Ayuntamiento deberá asumir los gastos necesarios para la adecuación como caminos, así como su mantenimiento y conservación.

Con el acuerdo aprobado, la Junta aplica por sexta vez la posibilidad, prevista por la Ley de Autonomía Local, de ceder una vía ganadera a un municipio para atender un interés colectivo sin perder su naturaleza de dominio público.

Las otras cuatro cesiones se realizaron a favor de los ayuntamientos de Cuevas Bajas (Málaga) y Cañada Rosal, Dos Hermanas, Espartinas y Villamanrique de la Condesa (Sevilla).

Consulta aquí más noticias de Sevilla.