En declaraciones a Europa Press, Morales ha reaccionado así después de que el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Puente Genil haya incoado diligencias previas sobre la citada querella, que el agente ha interpuesto contra el alcalde al entender que dicha suspensión de empleo y sueldo se le impuso de forma "ilícita" en febrero de 2015, que no debía durar más de tres meses y que tendría que haber sido restituido en su puesto.

Ello no ha ocurrido, según ha explicado el alcalde, porque se está "dando cumplimiento a una sentencia, que el agente no recurrió, y que, por tanto, debe ser acatada y cumplida" por el Ayuntamiento de Puente Genil y por su Alcaldía.

Dicha resolución, a la que ha accedido Europa Press, fue dictada por el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 4 de Córdoba el 17 de julio de 2015, se refiere al recurso que interpuso en su día por el agente contra su suspensión, y en el fallo se establece que dicha medida cautelar debía mantenerse más allá de los tres meses.

En concreto, la sentencia determina el "mantenimiento de la medida cautelar, si bien quedando vinculada a la duración máxima del procedimiento judicial de diligencias previas número 263/2015 del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Puente Genil", relativo a este caso.

De hecho, según ha subrayado el alcalde del municipio pontanés, dicho procedimiento judicial sigue abierto, de modo que el Consistorio y él, como su alcalde, está obligado a seguir dando cumplimiento a la sentencia del contecioso-administrativo.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.