El titular de Presidencia, de quien depende el Servicio de Emergencias del Principado de Asturias, se ha referido en estos términos al "incidente" en el que los siete integrantes de un todoterreno se quedaron atrapados en la nieve al subir al pico asturiano. Según Martínez, no ha sido ni un rescate ni una situación de emergencia.

Los afectados, ha explicado, estuvieron "en todo momento atendidos", con todos los medios "dispuestos" si se necesitaban. En relación a la trascendencia social que ha tenido este sucesos, Martínez ha pedido distinguir "lo importante de lo anecdótico" y ha recordado que los afectados "se expresaron de forma contradictoria con varias versiones".

Si bien el consejero ha reconocido que en la conversación que ha trascendido a través de los medios el jefe de sala ha utilizado "expresiones que no han sido las más adecuadas" desde un servicio público, ha reiterado que "en todo momento" han estado atendidos y que no se dio una situación de emergencia.

Preguntado por el expediente abierto al jefe de sala del 112 por este suceso, el titular de Presidencia ha explicado que se le ha abierto por las expresiones empleadas durante la conversación, en la que el jefe de sala llegó a decir a los afectados que eran "mayorinos" para saber lo que estaban haciendo.

Al margen, Martínez ha recordado que la ciudadanía debe atender a los llamamientos a la prudencia que se realizan cuando hay condiciones meteorológicas adversas o situaciones de riesgo. "Hay que contar con una ciudadanía responsable y que debe en todo caso hacer caso a las indicaciones", ha reiterado.

Consulta aquí más noticias de Asturias.