Colas y ganas de trabajar con  Matt Damon
Tres magrebíes rellenan una solicitud para ser figurantes. (Carmen Saura)

Cerca de un centenar de personas acudieron ayer al auditorio municipal de Fuente Álamo para hacer un casting que les permita participar como figurantes en la próxima película de Matt Damon, Green Zone, que se rodará en San Javier y que recreará la guerra de Irak.
Gente de diversas nacionalidades y de todas las edades (había abuelos, niños y parejas) buscaban su oportunidad para participar en una superproducción de Hollywood y llevarse 60 euros por cada día de rodaje.

Con unos diez minutos de retraso, los responsables de la productora Kanzaman llegaron al lugar de la cita y enseguida avisaron de lo que iban buscando: querían gente joven, los magrebíes para hacer de iraquíes y los españoles, para hacer de norteamericanos. Y los niños, sólo de origen norteafricano.

Tras rellenar una ficha con sus datos personales (incluida la talla, por el vestuario), los interesados fueron pasando frente a los miembros de la productora y luego les hicieron una fotografía. A los seleccionados los llamarán por teléfono.

Las motivaciones de los candidatos eran muy diversas. Así, el portugués Rui Jorge Rodrigues se presentó para «vivir una experiencia nueva, ver un rodaje y el ambiente del cine». 

Otros, como el rumano Julian Truta, buscaba «saber si el cine es lo mío». Algunos magrebíes, como uno llamado Ajad, dijeron a 20 minutos que su motivación es «el dinero que ofrecen, que me viene muy bien».

Otros, incluso, quisieron aprovechar para que su nombre apareciera en los créditos, como José Alberto Agüera, que llevó su currículum «por si puedo hacer algo más que de un simple figurante».

El filón de la guerra de Irak

La industria del cine estadounidense ha encontrado un filón en la guerra de Irak. Hollywood prepara un buen número de películas basadas en el conflicto, como Batalla por Fallujah, protagonizada por Harrison Ford; La casa del último hombre, dirigida por Ron Howard; La casa del valiente, protagonizada por Samuel L. Jackson, y por último, una titulada Stop-Loss.