Dolores Palacio: "Sigue existiendo mucha ignorancia sobre las personas con altas capacidades y superdotación"

  • OVIEDO, 25 (EUROPA PRESS)
Dolores Palacio, a la izquierda
Dolores Palacio, a la izquierda
WEB DE ENOL

La Asociación ENOL para el estudio de altas capacidades y superdotación, celebra este sábado en Oviedo una jornada que tiene por objeto sensibilizar sobre la identificación y proporcionar las herramientas necesarias para el desarrollo íntegro de las personas con Altas Capacidades.

Y es que a día de hoy sigue existiendo una gran ignorancia en este asunto en el que siguen poniéndose de manifiesto falsos mitos, diagnósticos erróneos o confusión en las terminológicas. Así lo ha explicado a Europa Press la presidenta de la Asociación, María Dolores Palacio.

"Sigue habiendo mucha ignorancia al respecto. Por ejemplo se dice diagnosticar por identificar, el superdotado no es ningún enfermo, al contrario ser superdotado es un don", afirma Palacio que añade que la confusión arranca incluso con la propia terminología, cuestión en la que existe "mucha polémica". No obstante desde la Asociación aseguran que esto es "lo menos importante" porque en lo que no existe controversia alguna es en destacar la importancia de una identificación precoz y el desarrollo integral de personas con superdotación y altas capacidades, sabiendo que superdotación está incluido dentro de las altas capacidades.

Ahora bien, preguntada sobre cuáles pueden ser las principales señales que te indican que un niño puede tener altas capacidades, Palacio asegura que "lo primero debemos de tener en cuenta que vivimos en un época donde se responde a un sistema

creado para la media , donde se ha confundido igualdad con uniformidad, excelencia como elitismo, y esto desde la familia, la educación, la

salud y la sociedad en general, salirse del patrón no está bien visto, sobre todo si no tienen un trastorno".

Es por ello que "a muchos superdotados, es una señal, se les etiqueta de cualquier cosa como por ejemplo; perfectos, problemáticos, raritos, distintos, sensibles, hiperactivos, o peor se les diagnostica como; déficit

de atención (TDAH), ansiedad, autista, asperger, distorsionándoles más su autoestima, su identidad como persona e incluso medicándoles, perjudicándoles gravemente".

Muchas veces, los rasgos que presentan los niños con un cociente de inteligencia superior a 130 se confunden con la hiperactividad y con la falta de atención. Se les ve diferentes; no se relacionan bien, que tienen un alto nivel de agresividad o bien se acoplan para pasar desapercibidos. Cuando son un poco más mayores, pueden presentar síntomas incluso de depresión y en un porcentaje alarmantemente elevado, incluso de fracaso escolar. "Todo esto es normal. Entienden todo más rápido que los demás y a veces se aburren en clase", explican desde la asociación.

Los especialistas detectan otro pico de consultas hacia 2º, 3º o 4º de la ESO. "Esto se debe a que, hasta ese momento, no se tenían que esforzar para estudiar, todo les salía de forma natural pero, de pronto, se ven perdidos, porque no saben cómo hacerlo. Empiezan a mostrar problemas de autoestima, falta de habilidades sociales, de motivación, y una baja resistencia a la frustración", explica Carmen Sanz.

En este sentido la escritora y con experiencia personal como superdotada, María Sánchez Dauder, Maestra, explica que hay una serie de rasgos que distinguen un niño de altas capacidades de un niño inteligente. "El perfil de altas capacidades es hipersensible, un volcán emocional. También es una persona muy creativa, que significa que tiene unas ideas y soluciones originales. Además, tienen una gran intolerancia a la frustración, acompañada de un gran perfeccionismo. Suelen tener una gran memoria y una tremenda capacidad para relacionar conceptos y elementos. Por ultimo, sus intereses están lejos de los niños de su edad cronológica".

MITOS

El psicólogo Juan Antonio Álvarez García asegura que existen muchos mitos entorno a los superdotados, entre otras cosas que tienen un gran éxito académico. Esto es cierto en algunos casos, en los que las personas tienen esa dotación para lo académico, pero las dificultades comienzan cuando se analizan las otras características que acompañan con mucha frecuencia los rasgos de superdotación.

"Hablamos de la hiperexcitabilidad, de la baja tolerancia a la frustración, del aburrimiento cuando las tareas en clase son repetitivas. Algunas de estas características pueden confundirse con otro tipo de sintomatología. Con el correr del tiempo, si estas dificultades no se manejan adecuadamente, nos podemos encontrar, como así nos encontramos en la práctica clínica, porcentajes importantes de chicos con problemas de con problemas de personalidad, de adicciones, entre ella as las nuevas tecnologías. Y a las chicas con dificultades por acoso escolar, aisladas y con problemas de ansiedad", afirma.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento