Mercat de Sant Andreu.
Mercat de Sant Andreu. Ajuntament de Barcelona

El mercado provisional de Sant Andreu abre sus puertas el siguiente martes con 18 comerciantes alimentarios y cinco no alimentarios para permitir las obras de reforma del antiguo mercado, que cerrará el domingo y se reabrirá el segundo semestre de 2019. Desde el Institut de Mercats de Barcelona, el Ayuntamiento inició en junio las obras del mercado provisional que han costado uns dos millones de euros. El mercado está situado en la calle Sant Adrià, entre las calles Segre i d'Otger, teniendo la entrada princial en este último.

Los comerciantes del mercado celebrarán la apertura del provisional el sábado de la próxima semana, con una fiesta popular que incluirá talleres infantiles, música y 'castellers'.

El proyecto del nuevo mercado --redactado por un equipo técnico del Área Metropolitana de Barcelona (AMB)-- prevé construir un nuevo edificio, que reducirá el volumen del mercado para mejorar el impacto visual, y hará de cristal gran parte de su perímetro.

La remodelación también incluirá la construcción de una planta soterrada destinada a una zona logística; se mejorará la accesibilidad y la visibilidad del mercado, y se acondicionarám las plantas de administración y la sala de actos, entre otras actuaciones.

El mercado provisional se desmontará una vez esté terminada la remodelación del antiguo y entre en funcionamiento, y se restituirá el espacio urbano que ocupa para dejarlo como estaba inicialmente.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.