Beatriz y Miguel
Beatriz y Miguel.

Beatriz García tiene 24 años y Miguel Martínez, 25. Se conocieron en la universidad. Él acabó Bellas Artes. Ella está a punto de finalizar. Son pareja desde hace seis años.

Beatriz habla de Miguel

Es generoso Todo es para los demás y para él, si queda algo, tan contento que se queda.

Le encanta el vídeo, pinta y hace grabados. El videoarte le va como anillo al dedo. 

Miguel es híperperfeccionista. Yo soy, por el contrario, un desastre y me pone nerviosa ver cómo lo quiere hacer todo al milímetro. 

Con el tiempo quiere montar una productora con amigos. 

Necesita poco para sentirse a gusto: le basta con tomar un café y ver a la gente pasar.

Confía en sí mismo.

Miguel habla de Beatriz

Es extrovertida, simpática, buena, amable, dulce... Resulta difícil elegir lo mejor de ella.

Sus cuadros tienen influencia pop, aunque no le gusta que se lo diga, porque es más complejo.

Es un poco cabezota. Lleva razón con lo de perfeccionista, pero sabe que procuro dedicarle a ella lo mismo que a mi trabajo.

Se ha centrado en pintura, grabado y dibujo. En el futuro quiere vivir de eso.

Se siente feliz cuando hacemos algún viajecito juntos o simplemente cuando salimos a cenar.

Me hace reír.

Ella está acabando Bellas Artes y él ha conseguido su primer empleo en una productora. «Está familiarizándose, pero no tiene miedo», dice Beatriz orgullosa. Miguel hace videoarte, «un término medio entre una película y un cuadro. Es un arte reciente y muchos no lo valoran porque no lo conocen».