Estaban en avanzado estado de crecimiento y floración, distribuidas en seis habitaciones ubicadas en la planta sótano de un chalet, donde también se localizaron dos habitaciones más con el utillaje necesario para favorecer su cultivo, ha informado la Policía Nacional en una nota de prensa.

Las investigaciones se iniciaron en el mes de julio pasado cuando los agentes recibieron una información sobre la existencia de una vivienda que se habría habilitado para el cultivo y plantación de marihuana a gran escala en la localidad granadina de Ogíjares.

Una vez realizadas las comprobaciones y gestiones de averiguación e identificación del hecho así como sobre el supuesto responsable del cultivo, los policías efectuaron un dispositivo para llevar a cabo la entrada y registro del chalet. Dado que el morador de la vivienda no se encontraba en la vivienda, fue necesario el uso de la fuerza para acceder al interior del inmueble.

En el dispositivo de seguridad efectuado para el registro de la vivienda y el desmantelamiento de la instalación, han colaborado con los policías investigadores del Grupo de Pequeño Tráfico de la Brigada Provincial de Policía Judicial, agentes de la Unidad de Prevención y Reacción de la Brigada Provincial de Seguridad Ciudadana y de la Policía Local de Ogíjares.

Posteriormente, y fruto de estas gestiones, se ha podido practicar la detención del presunto autor del delito investigado, quien ha sido puesto posteriormente a disposición judicial.

La vivienda se encontraba conectada de manera fraudulenta a la red pública de electricidad mediante un complejo entramado de cables y transformadores, sin pasar por el contador de la compañía de suministro, por lo que también se le atribuye la autoría de un delito de defraudación de fluido eléctrico.

Consulta aquí más noticias de Granada.