El PSC ha vuelto a quedarse sólo respecto al resto de partidos catalanes que el próximo sábado secundarán la manifestación convocada en Barcelona para protestar contra el problema de las infraestructuras en Catalunña y el caos de la llegada del AVE a Barcelona.

Montilla ha reprochado a Mas que no se manifestará durante la dictadura ni cuando gobernaba CiU
El presidente de la Generalitat, José Montilla, ha reiterado esta mañana que su partido, el PSC, no pedirá la dimisión de la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, por "solidaridad" ya que la formación catalana tiene dos ministros en el Ejecutivo español.

Los dos socios de Gobierno del PSC en el Tripartito catalán, ERC e ICV, si estarán en la manifestación del sábado aunque, en el caso de los ecosocialistas, desmarcándose de CiU, no compartiendo la misma pancarta que los nacionalistas catalanas.

Montilla ha vuelto a mirar al pasado para atacar a Artur Mas y ha afirmado que "no sé será la primera vez que se pone detrás de una pancarta, pero no lo hizo cuando este país luchaba por la recuperación de las libertades o posteriormente por el autogobierno. Lo hace ahora que está en la oposición".

Convocatoria en positivo

El líder nacionalista le ha respondido asegurando que "convoquemos a la ciudadanía en positivo" para ir a la manifestación.

El portavoz de ERC, Joan Ridao, ha afirmado que la manifestación del sábado a la que acudirá "toda la dirección" de su partido, no afectará a la cohesión política del gobierno catalán.

Ridao ha criticado a Montilla por declara que los ciudadanos ya ejercen su derecho a decidir al votar en las elecciones, al afirmar que la negativa a este derecho parte del "miedo a la democracia".