En un comunicado, Ecologistas ha advertido de que "el vertido desembocará en la ría de Huelva, generando un grave riesgo para los ecosistemas protegidos de las Marismas del Odiel y de la zona costera cercana".

Ecologistas en Acción considera demostrada la existencia de "graves negligencias en el sellado y mantenimiento inadecuado de la corta, lo que ha ido provocando unas primeras filtraciones en días pasados, que han culminado con la ruptura del tapón de cierre y el vertido continuo de las aguas contaminadas allí contenidas que se pueden calcular en miles de millones de litros".

"Numerosas cortas y balsas mineras permanecen abandonadas en el Andévalo onubense en condiciones precarias, sin que la Junta de Andalucía haya tomado las medidas de protección y sellado necesarias a pesar de los antecedentes del desastre de Aznalcollar, del que recientemente se han cumplido casi 20 años", remarcan desde la organización.

A su vez, lamentan que "la nula intención de sellar debidamente las balsas e instalaciones mineras, la apertura en condiciones precarias de algunas minas y la intención manifestada irresponsablemente de más aperturas, generan situaciones de desastre ambiental como el que ha sucedido en La Zarza, con graves riesgos de afecciones ambientales y sociales aguas abajo". Por otra parte, demuestran "la irresponsabilidad de quienes prometen trasvases basados en aguas contaminadas, sujetas a riesgos de vertidos como el que ahora ha sucedido".

Ecologistas en Acción denunciará ante la Consejería de Medio Ambiente el vertido de la corta de La Zarza y estudiará la exigencia de responsabilidades penales contra la empresa Nueva Tharsis, titular de la instalación, así como contra los responsables de la vigilancia y mantenimiento de la corta en la propia Administración ambiental y de minas de la Junta de Andalucía.

Consulta aquí más noticias de Huelva.