Baterías de coque de ArcelorMittal.
Baterías de coque de ArcelorMittal. EUROPA PRESS

El escape de triácido sulfúrico del pasado lunes en las baterías de coque de Avilés afectó a la ciudadanía, generando una nube tóxica en Avilés que provocó picores de garganta y malestar entre los ciudadanos. Sin embargo, la patronal asturiana ha pedido que no se "criminalice" a la compañía por un "accidente aislado, de consecuencias leves y rápidamente detectado y corregido por la compañía".

"FADE, respetando la legítima preocupación de los afectados, demanda asimismo que se eviten alarmismos innecesarios ante hechos como éste", señalan. La federación, por último, quiere reconocer públicamente las "importantes inversiones" realizadas por la compañía en la protección del medio ambiente de las plantas asturianas.

Consulta aquí más noticias de Asturias.