La Agencia prepara la licitación de un concurso para ejecutar el Plan de Prevención y Limpieza de las Aguas de Baño y las Calas en Baleares para los años 2017-2019.

El objetivo es poder disponer durante estos años de un servicio de limpieza del litoral durante el verano compuesto por treinta embarcaciones, veintiséis de playa y cuatro de semilitoral, distribuidas por todas las islas, que permitan sacar del mar setenta y cinco toneladas de residuos aproximadamente.

Además, se plantea el refuerzo de una barca de reserva más en cada isla, que también se mantenga durante el invierno para atender emergencias.

Igualmente, las embarcaciones pueden ayudar a retirar troncos grandes y animales muertos y a dar apoyo en la contención de derrames o la limpieza de zonas sin acceso por tierra.