Satse, a través de un comunicado recogido por Europa Press, considera que se están vulnerando los derechos de profesionales de enfermería, dado que se les obliga a utilizar su vehículo particular para el trabajo, y critica que la Consejería imponga ahora esta decisión cuando no puede ser un requisito para acceder a la función pública.

Asimismo, desde el sindicato se critica la forma en que la Consejería ha presentado esta medida, de forma "inesperada" en la Mesa Sectorial de Sanidad de ayer, lo que considera que es una maniobra más para imponer esta decisión que lesiona los intereses de las enfermeras de Atención Primaria, obligando al profesional a utilizar su vehículo particular para uso público.

Además, para Satse supone un agravio comparativo con respecto a otros profesionales sanitarios de Sacyl a los que no se les exige que pongan su coche para realizar su trabajo.

El sindicato piensa que es una medida más que contribuye a la precarización de las condiciones de trabajo de enfermeras que trabajan en el medio rural, en una Comunidad en la que la dispersión geográfica es muy grande y el número de kilómetros efectuados diariamente por cada enfermera es muy elevado.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.