Luis de Guindos comparece en la Comisión de Economía del Congreso
Luis de Guindos, en la Comisión de Economía del Congreso EUROPA PRESS

La deuda del conjunto de las administraciones públicas cerró el año 2016 los 1.105.627 millones de euros, lo que representa el 98,98% del PIB, según datos del Banco de España y los cálculos realizados por el Ministerio de Economía de acuerdo con la previsión de PIB recogida en el último plan presupuestario enviado a Bruselas.

De esta forma, la deuda pública acaba el año por debajo del objetivo estimado por el Gobierno para el conjunto de 2016, situado en el 99,4% del PIB. La cifra definitiva sobre el PIB la publicará el Instituto Nacional de Estadística el próximo 2 de marzo.

A pesar de que en 2016 la deuda pública cerró por debajo del objetivo, sigue moviéndose todavía en máximos históricos. De hecho, respecto a diciembre de 2015 ha crecido un 3% y suma ahora 32.438 millones de euros más que un año antes, por lo que nunca se había cerrado un año con un adeudo público tan alto.

El Ministerio de Economía, sin embargo, destaca la "tendencia a la baja" de la deuda pública respecto al PIB —la actividad económica española ha crecido por encima del 3% los dos últimos años— y añade que su reducción es algo en lo que España debe "incidir".