También este fin de semana hubo otro arrestado por romper los cristales de un bus. El pasado sábado, la Policía Local detuvo a Julio J. R., de 18 años y vecino de Ibiza, que se dedicó a destrozar los espejos retrovisores de 14 vehículos estacionados en esa zona. Los hechos ocurrieron a las 6. 30 horas, en la avenida Príncipe de Asturias, a la altura de la Casa del Mar.

Por otro lado, en la madrugada del domingo fue detenido otro joven, Adrián V. P., de 19 años. Según la Policía, rompió dos cristales laterales de un autobús que estaba aparcado en la avenida Carlos Marx.