Viviendas
Viviendas EUROPA PRESS

El Grupo Parlamentario Popular presentará una enmienda parcial a la Ley de Acompañamiento de los Presupuestos Generales de Cantabria 2017 para incluir una modificación de la Ley del Suelo consistente en la suspensión de las normas urbanísticas para suelo urbano contempladas Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de 1997 como solución "más rápida y segura" a la anulación del planeamiento.

Así lo ha anunciado hoy el concejal de Urbanismo de Santander, César Díaz, quien considera "inconcebible" esperar a la aprobación de la nueva Ley del Suelo de Cantabria para dar solución a la anulación del PGOU. "No es una opción", ha afirmado tajante.

A preguntas de la prensa sobre los posibles avances en la situación originada tras la anulación, el concejal ha confirmado que el Ayuntamiento no ha recibido respuesta "oficial" del Gobierno más allá de lo publicado por los medios de comunicación.

Según Díaz, pese a que la Administración local ha "dado ejemplo de estar a la altura" en cuanto a "responsabilidad y lealtad", "lamentablemente" el Gobierno no le ha trasladado su "posición oficial", por lo que "a la vista" de que la Ley de Acompañamiento que se ha llevado al Parlamento no recoge la propuesta, el Grupo Parlamentario Popular presentará una enmienda parcial al respecto.

En este sentido y aunque "la esperanza nunca hay que perderla", el edil ha reconocido que, por las declaraciones de los miembros del Gobierno, éste no está "muy por la labor" de introducir la cuestión, ni inicialmente en la propuesta ni posteriormente a través de la enmienda. "Pero eso no quita para que nosotros sigamos pensando que es la forma más ágil, rápida y segura", ha señalado.

El edil ha subrayado que la modificación de la Ley del Suelo que reclama el Ayuntamiento no introduce mayor inseguridad jurídica y los informes jurídicos municipales avalan que "no hay ningún problema" en que pueda ir en la Ley de Acompañamiento. Por eso, ha remarcado que su inclusión es "cuestión de voluntad política, no tiene ninguna cuestión jurídica asociada".

Pero si esta opción no es posible, el Ayuntamiento planteará nuevas propuestas en su objetivo de "minimizar al máximo" los efectos que pueda tener la anulación del PGOU, lo que, en su opinión, debería ser un objetivo compartido por el Gobierno de Cantabria, que es quien aprueba este documento y que "también es corresponsable" de los efectos.

INCONCEBIBLE ESPERAR A LA LEY DEL SUELO

Por otra parte, el concejal ha subrayado que es "inconcebible" esperar a la aprobación de la Ley del Suelo. "Si queremos dar una solución lo más rápida posible a los efectos de la anulación del PGOU de Santander, de Laredo y algún otro que pudiera haber, no es responsable encomendar esa tarea a la futura Ley del Suelo", ha advertido.

Al respecto, ha enfatizado que actualmente solo hay un "borrador" de la ley, en el que "a penas" ha habido participación de los colectivos pertinentes, por lo que le quedaría por delante "un largo camino si lo que de verdad queremos es tener una buena ley del suelo, realizada con el máximo consenso; porque una ley así necesita un respaldo muy mayoritario tanto del Parlamento como de la sociedad, y para muchos años".

En este sentido, Díaz ha dicho que el borrador "deja mucho que desear y tanto por el contenido como por el proceso de participación y consenso, que hasta ahora no ha tenido y que debería tener", la ley necesita tiempo y no hacerse con prisas.

"Las prisas tienen que venir para intentar minimizar los efectos del Plan General, pero no para elaborar una ley del suelo; es inconcebible", ha insistido. Por eso ha concluido que defender que la solución a la nulidad del PGOU tiene que venir de la Ley del Suelo "largo me lo fía".

En otro orden, el concejal ha recordado que el equipo de Gobierno informará al resto de grupos políticos municipales sobre los efectos de la anulación en la Comisión de Desarrollo Sostenible que tendrá lugar el próximo lunes, 23 de enero, y no ha querido adelantar ninguno.

No obstante ha advertido que no se trata de una cuestión sencilla ni que vaya a estar terminada "en días", sino que es un proceso que llevará "bastante tiempo". Igualmente ha matizado que no es cuestión de "blancos y negros", y presenta "grandes incertidumbres jurídicas".

"Estamos intentando encuadrar jurídica y técnicamente los asuntos que tienen que ver con la anulación del plan", y la información disponible al respecto se irá trasladando a los grupos municipales en la Comisión de Desarrollo Sostenible.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.