De este modo, según ha informado este lunes en una nota, quiere expresar "su más firme y rotunda condena contra cualquier comportamiento delictivo que, amparado en el buen nombre del colectivo cinegético andaluz, atenta contra el medio ambiente e, indirectamente, empaña la excelente labor de gestión y conservación que realizan los cazadores" en la comunidad.

"La Federación Andaluza de Caza no va a permitir bajo ningún concepto que este tipo de delitos queden impunes. Por ello trabajaremos codo con codo con las administraciones para identificar a los culpables, caiga quien caiga", ha manifestado el presidente del organismo federado andaluz, José María Mancheño.

Según ha añadido, esta reacción de la FAC ha provocado la unión del colectivo cinegético, ya que "el presidente de Aproca España, Luis Fernando Villanueva, anunciaba este fin de semana en sus redes sociales que la entidad que preside se unirá a la acusación presentada por los cazadores federados andaluces".

Junto a ello, la federación ha hecho hincapié en que los cazadores federados andaluces "contribuyen activamente a la conservación del lince ibérico" colaborando como socios en el proyecto europeo Life Lince, al tiempo que ha señalado que el lazo en el que quedó atrapado el lince en Jimena es "un arte de captura prohibida y usada por furtivos, pero en ningún caso por cazadores".

Consulta aquí más noticias de Jaén.