Problemas con la reducción de jornada. El sindicato UGT denunció ayer que al menos cinco conductores de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) han solicitado la reducción de la jornada laboral, a la que tienen derecho para poder hacerse cargo de sus hijos, y que la empresa no les ha contestado cuando hace meses que lo pidieron.

Fuentes de la EMT aclaran: «Sólo nos constan dos peticiones formales en este sentido y se están estudiando para concederlas sin que la reducción de la jornada de estos conductores suponga un peor servicio para el ciudadano que coge el autobús a diario».

La nueva ley de conciliación familiar y laboral aprobada en marzo de 2007 permite a cualquier persona pedir a su empresa hacer menos horas (con lo que se cobra menos) para poder cuidar de sus hijos. Las compañías no se pueden negar a concederlo.

Una afectada

Trabaja en la EMT

«Pedí la reducción de jornada en mayo, y me contestaron por escrito que en ese momento no podía ser. En julio lo volví a solicitar por escrito y aún no me han contestado. Tengo un bebé de 21 meses y hay veces que, si pasa mala noche y tengo que atenderle y empiezo la jornada a las 6.30 horas de la mañana, cojo el autobús casi sin haber dormido nada».