La calle General Sanjurjo, remodelada
La calle General Sanjurjo, remodelada EUROPA PRESS

Así lo ha asegurado este miércoles la alcaldesa de Logroño, Cuca Gamarra, quien ha visitado este mediodía la calle, acompañada por José Luis Cayuela, presidente de la Asociación Plaza Joaquín Elizalde; Carlos Martínez, de la Asociación de Vecinos de Lobete, Isabel Marrodán, directora de la guardería El Carrusel, y representantes del Hogar de Personas Mayores 'Lobete' y la Escuela Oficial de Idiomas.

"Se trata de una remodelación muy demandada por los vecinos. Nuestro objetivo es que los logroñeses disfruten de sus calles, y lo hagan con todas las garantías que incluye la normativa del Plan General", ha señalado la alcaldesa.

En este sentido, la regidora municipal ha considerado que "facilitando el tránsito del peatón hacemos ciudad, ya que contribuimos a hacer un Logroño más sostenible y permitimos a los ciudadanos disfrutar de cada rincón".

Se trata, pues, de una actuación que "ha incrementado el carácter estancial y de disfrute peatonal en una zona muy concurrida, ya que coinciden varias dotaciones: además de casas, en esta calle se encuentra la Escuela de Idiomas y la guardería 'El Carrusel', con el trasiego de personas de toda la ciudad que ello conlleva en un ámbito de tráfico rodado de 200 metros de longitud".

La calle General Sanjurjo ha estado sometida por tanto a un uso intensivo que, junto al paso del tiempo, la han ido deteriorando. Una calle con un configuración singular, al acabar en "fondo de saco", por lo que la circulación rodada se limita a los vehículos que buscan aparcamiento.

La calle presentaba cuatro problemas fundamentales: la escasa dimensión de las aceras, el deterioro del pavimento, la invasión de los vehículos en la acera y la irrupción de las raíces de los árboles colindantes en el pavimento, lo que redundaba en dificultades del tránsito. Por ello, el incremento de la seguridad es, como ha explicado la alcaldesa, uno de los objetivos del proyecto.

"Se ha ampliado la zona peatonal de las aceras junto a los dos centros educativos, para evitar que la salida y entrada los alumnos y familiares necesiten utilizar la calzada provocando situaciones de peligro y conflicto con los vehículos, dando así solución a una demanda reiterada por parte de los vecinos", ha reseñado Gamarra.

EL PROYECTO.

La reurbanización de la calle ha estado enfocada a la mejora de estos tránsitos peatonales, adecuándolos a las nuevas necesidades de paso y estanciales, en un proyecto que incluye arbolado (18 ligustrum japonicas), bancos y papeleras en la acera de la Escuela de Idiomas, donde hasta el momento no existían, y más luminarias.

Las aceras han pasado de los 2,80 metros actuales a los 4,50 en la margen de la Escuela de Idiomas y de 1,60 a 2,30 metros en la de enfrente. Los aparcamientos en batería se convierten en línea, a fin de evitar la invasión de parte de las aceras por los vehículos ahí aparcados y ganar espacio para los peatones.

Además, se ha ejecutado la prolongación de la acera dentro de la zona ajardinada, "proporcionando con esta intervención una continuidad peatonal, con el objetivo de favorecer la unión de barrios y construir una ciudad cohesionada". En esta zona del parque se han sustituido las luminarias existentes de vapor de sodio por otras de tipo led.

El proyecto ha incluido el asfaltado del tramo final de la calzada y la pavimentación de 1.125 metros cuadrados y 50 metros cuadrados de hormigón impreso en el espacio final del paseo. Además, en el nuevo paso de peatones se ha colocado baldosa direccional y de peligro.

Por otro lado, también se ha renovado la canalización de alumbrado público enterrándola bajo acera y con cableado nuevo y se han ejecutado nuevas arquetas. Respecto a las tuberías de agua potable, las canalizaciones de fibrocemento se han sustituido por una de fundición dúctil de 100 milímetros de diámetro.

Las obras se han ejecutado en dos meses, dentro del contrato de Obras de Conservación y Mejora de Infraestructuras Viarias en el municipio de Logroño, por la empresa adjudicataria, UTE Estrena Logroño, con un presupuesto de 161.091 euros.

En él, está incluido un incremento de casi 40.000 euros destinado a la renovación de las aceras y la red de agua potable correspondientes a la zona de unifamiliares allí ubicados, las denominadas "Casas baratas", que inicialmente no se había contemplado.

"Dentro de los proyectos de conservación y mantenimiento de la ciudad están incluidas pequeñas actuaciones destinadas a mejorar las zonas y rincones de Logroño que con el paso del tiempo presentan un estado deteriorado, o no cumplen los objetivos por los que fueron realizadas", ha señalado la alcaldesa.

LA CALLE.

La calle general Sanjurjo está ubicada en la zona Este de la ciudad; es una continuación de la avenida de Jorge Vigón y Gran Vía, por las que discurría el trazado de la antigua vía del tren a su paso por Logroño hasta los años 50. Una vez cambiada la ubicación de la antigua estación de Ferrocarril, surgieron estas calles para el tránsito rodado y peatonal.

Concretamente, la calle Sanjurjo quedó constituida por una zona de calzada hasta la mitad de la calle, con doble sentido de circulación y fondo de saco para cambiar de sentido, y unas aceras estrechas que daban acceso a las viviendas unifamiliares. En la parte final aparece un espacio ajardinado con paso peatonal por dos aceras perimetrales.

En los últimos años la zona ha experimentado un uso más intensivo debido a la creación de una guardería infantil y a la gran afluencia de estudiantes a la Escuela Oficial de Idiomas; en la que el Ayuntamiento remodeló los espacios interiores para utilizarlos como estacionamiento en superficie, tanto para los alumnos como vecinos del entorno.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.