Así lo ha indicado el presidente de Asaja Huesca, Fernando Luna, quien ha criticado los altos costes y los bajos precios de producción que impiden que el sector se competitivo.

"Estamos muy cansados de pedir las mismas herramientas que nuestros competidores mundiales" porque "si no las tenemos" y a esto se suman "los altos costes de producción por la cantidad de impuestos", las "trabas, control administrativo y burocracia" el resultado es que "no podemos ser un sector competitivo".

Asaja también ha realizado un balance negativo de la Política Agraria Común (PAC), debido a la "mala ejecución" del primer pilar, por parte los de fondos europeos, según el secretario general de Asaja, Ángel Samper.

Según ha dicho, "la situación es grave" en la parte que le corresponde al Gobierno de Aragón ya que "de un presupuesto de 5.000 millones de euros", el Ejecutivo autonómico "comprometió para el medio rural 50 y se han ejecutado 25".

Ángel Samper ha manifestado que los agricultores "han extendido el gasto con arreglo a esos 50 millones" y después "el Gobierno de Aragón les dice que les paga la mitad".

CONFRONTACIÓN

El secretario general de Asaja ha opinado que "hay una confrontación entre el medio rural y el medio urbano", algo que han expuesto ante todos los grupos políticos en las Cortes "porque se manejan por el voto y el voto está en la urbe y el medio rural tiene hoy un problema muy grave de ejecución de presupuestos".

Para esta organización, de continuar en esta situación, establecerán contactos con el resto de organizaciones agrarias para establecer un plan de acción para el año 2017.

Consulta aquí más noticias de Huesca.