Ha pasado ya más de un año desde que entró en vigor el nuevo carné de conducir por puntos y su aplicación sigue siendo un caos en la provincia de Sevilla.

De los 105 municipios sevillanos, tan sólo 36 han solicitado adherirse al programa de permiso por puntos, según los datos de la Dirección Provincial de Tráfico Sevilla.

Algunas de estas localidades ya lo aplican y sus agentes notifican al día los puntos retirados por sus multas en el casco urbano. Otros, tan sólo están en pruebas.

Las 69 localidades restantes, supuestamente, acumulan las multas y, en todo caso, se las pasan a Tráfico de vez en cuando. Por eso, aunque aún no le hayan notificado la retirada de puntos ¡cuidado! más tarde o más temprano lo harán.

Problema informático

Los técnicos de cada población y los de la Dirección General de Tráfico deben cuadrar sus sistemas de notificación para que la Jefatura sea informada de cada multas y retire los créditos que corresponden a cada falta o delito contra la seguridad vial.

Las complicaciones informáticas y la falta de personal en los ayuntamientos son algunos de los factores que están retrasando la implantación de todo el sistema, según cuentan a 20 minutos fuentes de la DGT.

Los que sí quitan

Los adheridos o en proceso son localidades de todo tipo. Desde muy pequeñas, como Castilleja del Campo, hasta las más grandes: Sevilla capital, gran parte del Aljarafe y Alcalá de Guadaíra.

Los que no: Dos Hermanas 

Es el municipio mayor de la provincia, tras la ciudad hispalense, y la Policía Local aún no está conectada con el programa de la DGT que notifica automáticamente la pérdida de puntos a los infractores.