El nivel de renta bruta disponible en los 179 municipios de la Comunidad de Madrid creció de media casi un 27 por ciento entre 2000 y 2005, a un ritmo anual aproximado del 5 por ciento, un aumento que se dio "de manera integral en todo el territorio" y contribuyó a "reequilibrar la riqueza" en la región, pues los pueblos menos ricos subieron más que los que tenían un nivel de renta superior. Este último aspecto supone un cambio de tendencia con respecto a la década de los 90.

El 93% de los madrileños tiene un nivel de renta superior a la media nacional

Así lo explicó en rueda de prensa el vicepresidente primero y portavoz, Ignacio González, quien, acompañado del consejero de Economía, Fernando Merry del Val, hizo hincapié en que este "extraordinario" comportamiento fue compatible con un incremento poblacional "sin precedentes" de casi un millón de habitantes y concluyó que el 93 por ciento de los madrileños tienen un nivel de renta bruta disponible superior a la media española.

El informe estadístico presentado por el Ejecutivo autonómico --basado, según subrayó González, en datos de la propia Agencia Tributaria estatal procedentes de las declaraciones de la renta de los madrileños--, revela que en términos de PIB per cápita la Comunidad de Madrid (en 2006 superaba de media los 30.000 euros) es un 30 por ciento mayor que la media de las regiones de la UE-27 y un 20 por ciento, que la media española.

El 62,3%, una renta de 17.000 euros

De esta forma, el estudio establece cuatro grandes grupos de clasificación por nivel de renta bruta disponible. El primero de ellos está conformado por los ciudadanos que superan los 17.000 euros, una situación que comparte, según González, el 62,3 por ciento de la población de la región, esto es, más de 3,6 millones de personas, incluidos los habitantes de Madrid capital.

Los mayores aumentos relativos de renta se producen en zonas de escasa población

El segundo grupo mayoritario, en el que se encuentra el 24,4 por ciento de los que viven en esta comunidad autónoma, es el que comprende 12.000 y 14.000 euros, mientras que un 6,3 por ciento de habitantes entran en la horquilla 14.000-17.000 euros y un 6,9 por ciento tienen una renta de 12.000 euros para abajo.

Concretamente, los principales aumentos relativos de renta entre 2000 y 2005 se produjeron en zonas de escasa población de la Sierra Norte, como La Acebeda, Navarredonda y San Mamés, Lozoyuela-Navas-Sieteiglesias, Piñuecar-Gandullas, Patones, La Hiruela y Torremocha del Jarama.

Área metropolitana

También crecieron por encima de la media los grandes núcleos metropolitanos del sur y del este como Valdemoro, Leganés, Pinto, Aranjuez, Getafe, Alcorcón, Móstoles, Alcalá de Henares, Coslada, Fuenlabrada y Parla, aunque estos dos últimos municipios siguen situándose en el grupo de cola en cuanto a la renta relativa per cápita, según el Gobierno autonómico.

CONSULTA AQUÍ LOS DATOS DE LA RENTA DE TU MUNICIPIO