Gordon Brown en Irak
Gordon Brown llega al aeropuerto internacional de Bagdad (Foto: Reuters). Lefteris Pitarakis / Reuters

El primer ministro británico, Gordon Brown, ha anunciado la retirada de mil soldados británicos de Irak antes de que termine el año. Así lo ha declarado tras recabar por sorpresa esta mañana en Bagdad.

Se trataba del primer viaje de Brown a este país desde que tomo posesión de su cargo al frente del Gobierno británico.

Con la retirada parcial, quedarían 4.000 soldados británicos en el país

Justo ayer la cadena BBC aseguraba en un artículo que el primer ministro estudiaba la posibilidad de reducir el número de soldados británicos destacados en el sur de Irak, de los más de 5.000 actuales a solo 3.000.

Según las últimas palabras de Brown, la cifra de efectivos que quedarán allí tras el recorte será de unos 4.500.

Los asesores militares han descartado, hasta ahora, la total retirada de las tropas, pero habían informado a Brown de que, tan pronto como su misión se limitara a entrenar y supervisar a las fuerzas de seguridad locales, sería posible reducir su número.

Por su parte, el primer ministro iraquí, Nuri al Maliki, ha declarado tras mantener una reunión con Brown que las tropas de su país tomarán el control total sobre la seguridad en la provincia meridional de Basora en un plazo de dos meses.