La placa de la Fábrica del Gas, saboteada
Alguien le ha arrancado la última letra a la placa y ha pintado otra distinta en su lugar. (Mercedes Menéndez).
Desde hace días, la placa que da nombre al parque de la Fábrica del Gas, en el barrio de La Arena, sufre un curioso sabotaje. Alguien le ha arrancado la última letra a la placa y ha pintado otra distinta en su lugar. Debido a la nueva caligrafía, el cambio de significado es más que evidente, como se observa en la imagen.