El incendio se dio por estabilizado a las 19.53 del lunes tras quemar unas 11 hectáreas y controlar los dos focos principales y uno secundario en la zona del repetidor, al norte de la urbanización Mas Mel.

Las llamas no han hecho necesario ningún desalojo preventivo de las urbanizaciones más cercanas al incendio, que ha afectado a una zona de vegetación forestal entre las urbanizaciones Mas Mel y Bellamar.

PUEDE SER PROVOCADO

El alcalde, Ramon Ferré, ha afirmado que el incendio puede ser provocado, porque varios vecinos han visto a personas "en actitud sospechosa y que querían hacer algún tipo de fuego".

En declaraciones al canal 3/24, ha añadido que la policía también ha constatado la presencia de tres motoristas -dos en un vehículo y uno en otro- que "parece ser" que han provocado llamas desde diversos puntos.

Consulta aquí más noticias de Tarragona.