En el último caso, registrado ayer, fue víctima del 'tocomocho' una mujer de mediana edad que entregó a los timadores joyas de importante valor creyendo que iba a recibir parte de un premio de la lotería.

Según ha informado en nota de prensa la Guardia Civil, un hombre de unos 30-40 años que hablaba o simulaba hablar en brasileño se acercó a ella y le dijo que le habían tocado dos boletos de lotería, pero como era ilegal estaba buscando a un abogado que tenía su despacho en ese lugar porque le habían dicho que le podía solucionar el problema.

En un momento dado, el hombre paró a otra mujer que pasaba por allí, también de unos 30-40 años, que hablaba correctamente el castellano y que resultó ser el 'gancho', para que fuera traduciendo lo que él decía.

Ésta última se ausentó un momento y regresó con una hoja de periódico donde figuraba premiado cada boleto, al tiempo que dijo haber hablado con una oficina donde podía cobrar el dinero, siempre que fuera acompañado por dos testigos que pudieran avalar que eran solventes, para demostrar que no pretendían engañarle.

Entonces le enseñó a la víctima un fajo de billetes y joyas para demostrar su liquidez, y el hombre ofreció 20.000 euros a cada mujer si le ayudaban a cobrar el premio.

Atendiendo a la petición, la víctima trajo una bolsa con joyas de importante valor que la que hacía de 'gancho' metió en un sobre, devolviéndole otro idéntico.

En ese punto, el hombre simuló estar enfermo y necesitar una medicación. La víctima se fue a una farmacia cercana a comprarla y, al regresar, se encontró con que el hombre y la mujer habían desaparecido y que el sobre que le habían dado con sus joyas sólo contenía piedras y palos.

TIMO DE LA ESTAMPITA

En cuanto al timo de la 'estampita', hace unos días se tuvo conocimiento de una tentativa a una mujer de 76 años que se libró de ser víctima de él gracias a la perspicacia del empleado de un banco que sospechó que la anciana podía estar sufriendo algún tipo de estafa.

Sin embargo, el pasado mes de julio sí se consumaron otros dos timos de este tipo, igualmente en Laredo, resultando engañadas dos mujeres, de 80 y 83 años, a los que los timadores estafaron un total de casi 10.000 euros entre ambas.

La Guardia Civil mantiene abiertas las investigaciones por estos hechos y no descarta que los mismos se puedan dar en otros puntos de la Comunidad, siendo especialmente vulnerables las personas de avanzada edad.

Por ello, aconseja a los ciudadanos desconfiar de oportunidades para conseguir importantes cantidades de dinero y de forma rápida, que cualquiera les pueda ofrecer en la calle utilizando diferentes argucias para ganarse su confianza.

Ante cualquier tentativa de este tipo, recomienda conseguir la mayor cantidad posible de datos de los autores, así como de los medios de transporte que utilizan, y avisar a la Guardia Civil al teléfono 062.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.