Calaf, Samboal y Martín
Calaf, Samboal y Martín EUROPA PRESS

Así, Calaf considera que la libertad de prensa no significa que el periodista pueda decir "cualquier cosa", por lo que hace falta un "control de calidad", que no "ideológica", mientras que Samboal ha hecho hincapié en que "el primer control y el último" tienen que hacerlo los propios periodistas.

Por su parte, Martín ha asegurado que aunque se diga que el "morbo" no gusta, al espectador "le gusta", por lo que se ha referido a esta "responsabilidad" de la audiencia y a que no entienda la realidad por medio de "simplificaciones" o "dicotomías"

En una rueda de prensa en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) con motivo de su presencia en el encuentro 'Periodismo de autor, con firma', Martín ha lamentado que la audiencia "cree que sabe" de "qué pie cojea un periodista" debido a su ideología y forma de entender la realidad.

En este sentido, Samboal ha asegurado que "siempre" combatirá que la "encasillen" en una determinada posición ideológica y ha incidido en la necesidad de diferenciar entre "ideas políticas" e "ideas partidistas". De hecho, opina que la coincidencia en ideas entre periodistas y partidos políticos "no tiene por qué comprometer la independencia periodística".

Del mismo modo, ha defendido que "los propios periodistas, a nivel individual", son los que "deben decidir hasta dónde deben llegar". "Yo no voy a debatir con un político", sostiene. Por su parte, Calaf ha remarcado que la objetividad "es imposible" porque "todo el mundo es un sujeto y tiene su carga cultural".

Por ello, ha explicado que "no debería importar nada la posición personal del periodista" cuando está informando y que si el ciudadano reconoce su posición ideológica es "un mal asunto" porque hay que tener en cuenta elementos como "la pluralidad o la veracidad".

MARTÍN: UNA ENTREVISTA "NO SE TRATA DE UN COMBATE"

Del mismo modo, considera que la inmediatez informativa "limita mucho la calidad del producto informativo". Sobre la velocidad para informar, Samboal opina que está provocando que se vivan "tiempos complicados". "Ejercer la profesión de periodista es una cuestión de alto riesgo", ha afirmado.

Mientras que Martín, a este respecto, ha reivindicado que una entrevista "no se trata de un combate, nadie quiere darse de leches con el entrevista"."No se trata de dejar planchado a nadie", ha zanjado, al tiempo que ha remarcado que el trabajo del periodista es "hacer preguntas y buscar respuestas".

En este sentido, ha reconocido que en la actualidad "se pone en entredicho cada vez más la independencia del periodista" y, a modo de "autocrítica", que en los programas de debate y actualidad informativa "se acaba tratando al político como a un tertuliano" cuando no lo es. "Tenemos que hacernos mirar cuando se polemiza con el invitado", ha zanjado.

En resumen, Martín ha afirmado que "no cree mucho" en el periodismo de autor porque, a su juicio, "el periodista debe ser como un árbitro de fútbol, si no se nota su presencia es que ha ido bien" porque un periodista "tiene que contar noticias" y no "ser" la noticia.

CALAF Y LA NECESIDAD DE LA EDUCACIÓN MEDIÁTICA DE LOS CIUDADANOS

Tanto Calaf como Samboal se han referido a la "mercantilización" y al "espectáculo" en el mundo del periodismo audiovisual y la excorresponsal de TVE ha llegado a preguntarse "por qué los medios intentan cada vez más confundir a la ciudadanía".

"Lamentablemente, suelo llegar a la conclusión de que hay una tendencia general de no buscar la excelencia informativa en general", ha asegurado no sólo en relación a España, sino al mundo. Por ello, ha defendido que hay que "educar al ciudadano" mediáticamente y "alertar a la ciudadanía de que esta tendencia existe", que se intenta, en su opinión, "hacer creer al ciudadano que está informado cuando en realidad está entretenido".

Al mismo tiempo, Calaf y Martín han coincidido en la necesidad de separar los géneros informativos porque "es peligroso", aunque Martín sostiene que es "difícil" hacerlo en medios audiovisuales y que la información es un "derecho" de los ciudadanos, pero también una "obligación" de todos los medios de comunicación, tanto públicos como privados.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.