Duran i Lleida y Artur Mas tras la aprobación de la reforma del Estatuto.
Josep Antoni Duran i Lleida y Artur Mas se felicitan tras la aprobación de la reforma del Estatuto de Autonomía de Cataluña. (Efe) EFE/Fernando Alvarado

El líder de CDC, Artur Mas, y el de UDC, Josep Antoni Duran Lleida, han zanjado esta mañana la crisis en la coalición nacionalista tras reunirse durante cuatro horas en un hotel barcelonés.

Así, Duran i Lleida será el cabeza de lista de CiU en las próximas elecciones generales.

Mas y Duran i Lleida han zanjado una crisis provocada por la idea de refundación del catalanismo lanzada por Mas
El detonante de esta nueva crisis ha sido el cruce de declaraciones públicas en los últimos días, a raíz de la decisión de Duran de
postergar su nombramiento como candidato hasta conocer el proyecto de Mas de refundación del catalanismo.

Mas y Duran acabaron la reunión a las 12.15 horas consensuando un comunicado público en el que aseguran que la situación creada por "las contradicciones públicas" de los últimos días entre CDC y UDC "no era querida por ninguno de los dos", reafirman a Duran como el candidato de CiU y los acuerdos alcanzados el 23 de julio para la estrategia hacia las elecciones generales.

UDC expresa por su parte su "respeto" por el proyecto de CDC de refundación del catalanismo.

Durante este encuentro, que tuvo lugar bajo una total discreción y en el que sólo participaron los dos líderes de la federación, Mas aclaró a Duran que su proyecto de refundación del catalanismo no entrará en contradicción con la idiosincrasia ideológica de UDC.