Rueda de prensa
Rueda de prensa EUROPA PRESS

La Federación de Empleados de los Servicios Públicos de UGT Asturias ha criticado este jueves la "utilización oportunista" del Servicio de Emergencias del Principado de Asturias (SEPA) que han hecho PP y Podemos al presentar de forma casi simultánea anteproyectos de ley de emergencias.

Según UGT no es casual que lo hayan hecho antes de unas elecciones. Además, dicen que el texto de los dos partidos es prácticamente el mismo porque se basa en los planteamientos del sindicato CSI y lo que se busca es la "privatización del servicio".

"Con este proyecto de ley, Podemos participa y colabora con el PP en una vía de privatización encubierta de un servicio esencial", ha dicho la secretaria de Organización de la sección sindical SEPA de UGT, Edita García.

García ha estado acompañada en una rueda de prensa en Oviedo por la secretaria de Acción Sindical, Salud Laboral y Autonómica de FeSP Asturias, Soledad Gómez, y por los vocales de la sección sindical en el SEPA Rubén Rúa y Miguel Ángel Pérez. UGT tiene una representación minoritaria en el comité de empresa del SEPA, con un representante, igual que Usipa, mientras que CSI cuenta con 4 y CSIF con 7, según han explicado desde la organización.

Según UGT, lo que de verdad pretenden Podemos, PP y CSI es eliminar la categoría de auxiliar de bombero, algo con lo que se fomenta la privatización mencionada, al "suplir el trabajo con mano de obra de empresas forestales privando coartando, además, el acceso a empleo público, de calidad y de gran cualificación laboral a personal con menos cualificación académica".

Han dicho que una nueva ley de emergencias en Asturias tendría que ser fruto de un "diálogo", que recoja de manera objetiva las dotaciones operativas en función de las campañas de incendios forestales, según el análisis de las franjas horarias y las cargas de trabajo derivadas de las mismas.

PROBLEMAS

Los representantes de UGT ha recordado que ellos se han mantenido siempre al margen de las movilizaciones que vienen protagonizando durante meses efectivos del SEPA frente al parlamento asturiano. De hecho, han definido esas movilizaciones como "espectáculos que no llevan más que a la confusión". Según UGT, se trata de auxiliares de bombero que pretenden pasar directamente a la categoría de bombero.

No obstante, Miguel Ángel Pérez ha reconocido que hacen falta más efectivos en el SEPA para hacer frente a las emergencias que existen. "Hace falta más personal", ha explicado. "Cuando alguien falta en un parque, tenemos que llamar a efectivos de otro parque, y así vamos funcionando", ha señalado.

Pérez ha revelado el "problema gordísimo" que va a existir este domingo en el SEPA, al ser día de elecciones y cada trabajador tiene cuatro horas de permiso para votar. "Ya me dirán ustedes cómo lo hacemos, tendremos que incumplir las dotaciones mínimas", ha admitido en la rueda de prensa.

Consulta aquí más noticias de Asturias.